Diferencias entre operar en simulado, en un concurso de trading o en real

Estas son las principales diferencias entre operar en un simulador de trading, participar en un concurso de trading y la operativa en real:

SIMULADO:

cuando empiezas en el mundo del trading lo sueles hacer en modo simulado.

  1. Porque así no pierdes dinero
  2. Porque crees que es una buena manera de coger práctica de cara a operar en real
  3. Porque te han dicho que no operes en real hasta que seas capaz de ganar dinero en simulado

El error más grande que cometí a la hora de iniciarme en el trading fue operar en simulado.

Esta forma de operar sólo está reservada para los que creen en el Santo Grial y en los backtestings.

Generalmente los que realizan backtestings sobre sus sistemas (digo sistemas en plural porque más les valdría centrarse en uno solo que en varios) son aquellos que aun creen que podrán algún día ganar dinero consistentemente en los mercados mediante un sistema automático.

Creo que se han realizado en este mundo más backtestings que estrellas hay en el Universo. Sin embargo, ahí están, perdiendo todos su dinero cuando lo aplican a la operativa en real.

Cuando operas en simulado no desarrollas la parte fundamental para potenciar tu experiencia, no aprendes, no trabajas la parte que se encarga de tu éxito como trader: la psicología.

Es frecuente ver rentabilidades muy buenas en muchos traders que operan en simulado, sin embargo dichos resultados no son capaces de trasladarlos a la operativa en real.

Como dije, la causa es porque no han trabajado la parte psicológica, que aunque sí está presente en modo real no lo está en simulado, por mucho que te creas que operas de la misma manera y que experimentas las mismas sensaciones.

Los sentimientos, los sudores y los errores no son los mismos cuando tu dinero de verdad está “en juego”.

Hay muchísimos traders en contra de esta opinión, pero este no es mi problema.

CONCURSO DE TRADING:

He participado en algunos concursos de trading, alguno con dinero de verdad, sin embargo he acabado escaldado en cada uno de ellos.

¿Por qué?

Cuando participas en un concurso de trading rompes tus reglas, rompes tu disciplina, entra en juego la competencia para intentar estar entre los primeros puestos.

Si quieres ganar en un concurso tendrás que arriesgar y si arriesgas acabas fallando (te saltas los stops, te apalancas de más, no cortas las pérdidas, o sea, operas como cuando eras un novato) y el ganador resultante será sólo consecuencia del azar.

De ahí que veas que el vencedor es bombero, torero, o vendedor de palomitas.

No los volverás a ver más veces ganando otros concursos.

REAL:

Cuando operas en real sientes la tranquilidad de no tener que estar en los primeros puestos como en un concurso.
Operas a gusto, a tu ritmo, con tu estrategia y sin un tiempo límite para presentar resultados.

Como digo, no importa ser el primero sino generar el dinero que necesitas, por lo que puedes ganar mucho aunque no ganes tanto otros, y, por supuesto, llegarte de sobras.

Aquí ya sí la concentración es total, la disciplina férrea. Es tu trabajo y lo tomas como tal. No te saltas las reglas, esperas pacientemente la oportunidad y la dejas correr de igual manera, no entras por entrar, no sobreoperas, pones un stoploss en todas las operaciones que abres, te apalancas según lo que tu cuenta te permite… tratas de que toda tu rutina funcione como un reloj.

Un consejo: 

Evita operar en simulado y participar en concursos si de verdad te quieres dedicar en serio al trading.

Abre una pequeña cuenta en real, aplica un porcentaje de pérdida para tu stop menor del 1%, calcula con cuantos lotes debes entrar desde el punto de entrada y dependiendo donde vayas a situar el stop (te recomiendo 1 minilote hasta que superes los 3.000 euros en tu cuenta) , evita entrar en aquellas operaciones en las que no se cumplan estas reglas, haz del trading tu *filosofía de vida (dedicación absoluta).

*Filosofía de vida= consigues los mayores resultados en aquello a lo que más tiempo le dedicas.

¿Quieres ser muy bueno en algo o mediocre en todo?

En los perfiles personales de las redes sociales es frecuente ver: soy, escritor, arquitecto, blogger, ciclista, soñador, aventurero…

Piensa en ello y realmente se sincero contigo mismo: ¿Eres realmente muy bueno en todo ello?

Enfrentándose al mercado cara a cara

Me llamo Damián, tengo 26 años y desde hace tres le estoy dedicando mi alma al trading. Antes de nada agradecerte la información incondicional en tu blog y como no a tu mujer porque por lo que he leido sin ella seguramente este blog no habria existido y para mi esta resultando decisivo en mi formación como trader discrecional “pro-tendencia” como yo lo llamo. Han sido y seran muchas horas de lectura de graficos desde que empecé y como todo pues he pasado por todas las calamidades psicológicas a las que esta profesión nos somete, he pasado por todos los aros: indicadores, automatismos, etc. hasta resumirlo todo al arte del trading discrecional, de dejar correr las ganancias y limitar las perdidas con en mi caso un 0,5 % de riesgo sacrificando normalmente lotes para dejar el stop lo mas alejado posible sin superar ese porcentaje. Lo que mas me cuesta es identificar las tendencias pero poco a poco el ojo se va acostumbrando. Tengo intencion de empezar a operar en real en breves para obtener practica real. Tengo una duda, yo opero y me estoy especializando en el eur/usd, forex unicamente. Pero con el mismo capital es viable operar en otra divisa si se ve una oportunidad? O eso seria un error… personalmente me encanta el eur/usd pero en ocasiones si no lo veo claro no entro o no añado lotes mientras que quizas un eur/jpy esté haciendo algo interesante, creo que es mejor tener una cuenta para cada valor que se opere pero quizas tenga que ampliar la mente. Valoro tu opinion asique seria genial si pudieses darmela, el resto depende de mi. Muchas gracias por todo, a pesar de no haber hablado nunca contigo, has sido un factor importante de mi instruccion.

Contestando a Damián:

Interesante el término “pro-tendencia” en vez de discrecional.

Veo que has quemado bastantes etapas. Es algo vital, no vale que te lo cuenten, para entenderlo hace falta experimentarlo uno mismo.

Todas las emociones, lo que te funciona, lo que no, nuevos descubrimientos…vamos, todo un camino…

Llevas 3 años, se estima que se necesitan 5 a jornada completa…

Sólo me preocupa una cosa: “aun no has operado en real”.

Decía el entrenador de fútbol, Fabio Capello, que cuando entrenas en simulado tienes que hacerlo como si fuese en real.

De dicho al hecho hay mucho trecho. Personalmente, operar en simulado no me ha proporcionado nada, sino una pérdida absoluta de tiempo.

Cuidado, que hay gente que el simulado pueda tomárselo tan en serio como la operativa en real. A mí no me ayudó en absoluto, cuando empecé a operar en real aparecieron todos mis fantasmas y parecía que estaba iniciándome de cero.

Me parecía, más sin embargo, luego comprendí que así era.

Por lo tanto, es fácil seguir la disciplina sin la presión del real, lo que me gustaría saber es como reaccionarás cuando te enfrentes al Mercado cara a cara.

Este es el único inconveniente que puedo ver. Por lo demás y como te dije, veo que has ido quemando fases, que arriesgas el 0.5% por operación (más que perfecto), has entendido que los sistemas automáticos de trading no llevan a ningún lado y que el dinero se lo lleva el trader discrecional, y también, que es preferible sacrificar lotes por distancia de stop.

En cuanto a especializarte únicamente en el par EURUSD, me parece perfecto para empezar, de hecho mis primeros “pinitos” en Forex fueron con ese par.

Yo pongo toda la carne en el asador. Comprendes que eres trader/especulador y no inversor, por lo que no cabe la diversificación.

Si te adentras en el mundo del trading es para hacer dinero y no para sacar una rentabilidad un poco más alta que la que te puede dar un fondo o un depósito.

A mayor riesgo mayor probabilidad de sumar rentabilidad, pero cuidado, ese riesgo que semeja tener el operar en Forex no lo es tal cuando cumples a rajatabla con la gestión del riesgo y del dinero.

Por lo tanto, hacer trading no tiene riesgo si respetas las leyes de la gestión, no te apalancas por encima de lo que tu capital total puede soportar ni operas sin un stoploss.

¿Por que la gente queda desplumada, en horas, cuando comienza a operar en real?
Porque no saben gestionar la operación.
Quieren ganar mucho, se apalancan en demasía, no respetan el stop, y hala, ¡batacazo que Dios te crió!

Conclusión: _“hacer trading, operar Forex…es peligroso”.

Ya sabes, cada cual habla de una manera o de otra según como le ha ido en el asunto en cuestión:

– Que si el médico te da una pastilla y te curas…es buénisimo.

– Que si el médico te da una pastilla y vas a peor…es malísimo.

Pues más de lo mismo. Que pierdes dinero en Forex…es malísimo.

Malísimo es él que se acerca a hacer trading como el que se pone delante de un toro sin ni siquiera haber cogido una muleta en su vida.

El problema: la falta de información, el oír que se puede hacer uno rico de la noche a la mañana, no respetar las leyes del dinero, tomárselo como un pasatiempo…que te voy a decir a estas alturas.

Pero a lo que iba de “poner todos los huevos en la misma cesta”.  Te lo resumo con la siguiente frase:

“La regla más importante de un trader es saber que puede romperlas cuando lo estime conveniente”

Cuando eres trader discrecional es porque entiendes que el mercado es cambiante, y tal y como él cambia sus reglas a cada minuto, tu tienes que hacer lo mismo y adaptarte a él.

NO hay sistema automático que sea capaz de reaccionar a los cambios repentinos del mercado tan rápido como un trader discrecional.

Por tanto, ya sabes: NO HAY NADA FIJO, TODO VALE SI CON ELLO CONSIGUES TU OBJETIVO.

O sea que, quedas emplazado a contarme, si haces el favor, como son tus resultados o experiencias cuando operes en real. 

Entrenando en real

“Hazlo mal pero hazlo”, esta es una de las máximas principales de un trader. ¿Por qué? Pues porque al trading se le gana primero desde el corazón (pasión, perseverancia, vocación) y después desde la práctica.

La práctica, el entrenamiento, es esencial desde el día en que descubres que el trading es un Arte, y nunca una profesión sujeta a reglas fijas, desde el día en que descubres que nunca habrá un sistema 100% perfecto, desde el día en que descubres que por muchas horas de vuelo que tengas a las espaldas el mercado siempre acabará cazándote en alguna operación.

Entender que nunca vas a lograr el 100% de tus operaciones, ni mucho menos, es muy importante para abrirle paso a las ganancias.

Con las pérdidas siempre se aprende algo, como se suele decir, a ganar.

La mente aprende de las experiencias vividas e incluso visualizadas. Es muy flexible, se adapta a todas las situaciones y trata de aprender de cada situación, le busca una solución. Es por eso que para lograr ser un gran trader tienes que grabar en tu escritorio la frase citada al principio del post: “Hazlo mal, pero hazlo”, y si puede ser en real doble sentido tendrá el dicho.

Si hay algo que me hizo evolucionar a marchas forzadas fue la acumulación de horas de práctica sobre los gráficos. Al estilo de un videojuego, salvando las diferencias, comienzas quedándote sin vidas hasta que de repente, fruto de insistir e insistir, de practicar y practicar, ves que haces una puntuación muy alta y que cada vez pasas más pantallas (fases en el trading).

Es por eso que ningún trader, ni tu mismo, conseguirás un sistema de trading automático que te permita vivir del trading. En un videojuego no puedes establecer unos parámetros automáticos. Todo te viene, todo te acecha de todos los lados. En el trading lo mismo, si estableces reglas mecánicas estás muerto como trader. Debes por eso practicar sólo en real, para coger la experiencia que necesitas, para salir victorioso de la mayor parte de trampas que te está tendiendo el mercado a cada momento.

Tratar de establecer un sistema mecánico es limitar las posibilidades de reacción.

Quiero que se entienda: SOLO ES OPERAR Y OPERAR, OPERAR Y OPERAR, OPERAR Y OPERAR. TODOS LOS DÍAS Y A TODAS HORAS, TODOS LOS DÍAS Y A TODAS HORAS, TODOS LOS DÍAS Y A TODAS HORAS

Como si tuvieses mono de trading, como si fueras un auténtico adicto.

No hay otro secreto, en serio.

¿Practicar con gráficos históricos o en presente?

La práctica sobre gráficos es uno de los más importantes puntos que un trader tendrá que tocar (varias horas diarias) para acostumbrar al ojo a ver las diferentes oportunidades que nos brinda el mercado.

Pero como siempre, el trading nos ofrece varios caminos, la mayor parte de las veces, excluyentes.

El objeto de practicar en gráficos históricos tiene como fin definitivo el descubrir que patrones o figuras que se han repetido en el pasado para cuando vuelvan a repetirse en el presente, tener constancia de ellas, y abrir operaciones de máxima probabilidad de acierto. Digo probabilidad porque en el trading no hay certezas. Todas las figuras técnicas tienen un porcentaje de expectativa variable y aun encima también fallan.

Hay muchos libros que hablan de ellas y todo trader sabe cuales son las figuras mas representativas del análisis técnico: hombro-cabeza-hombro, triángulos, rectángulos, doble pie, doble techo, diamante… y un largo etcétera. 

Así que por esta parte no vamos a descubrir nada nuevo que no se haya descubierto.

Incidir que considero que el trading aun está en una fase muy primitiva y que quedan muchas formas que descubrir en la manera de interpretar los movimientos de un valor, activo o mercado.

Por otra parte, los históricos son utilizados para los, para mi, inútiles backtestings con su sobreoptimación añadida.

No hay nada, como he dicho, más inútil que tratar de encerrar al mercado. Es como tratar de ponerle vallas al campo. Esto es lo que resume  a los millones de backtestings que se han hecho, sin lograr ningún resultado esperanzador, desde que existe el trading, y más en concreto, los ordenadores.

Al trading primero se le vence desde el corazón (pasión y perseverancia) y después desde el talento y la experiencia.

Tratar de encontrar un sistema ganador es tratar de descubrir la imposible forma de que todos podamos ganar a la vez dinero en los mercados. No se puede derribar de mejor manera a los buscadores del Santo Grial.

Pero el objeto principal de este post es describir de qué manera se puede hacer un entrenamiento de calidad que nos de la máxima experiencia.

Los gráficos históricos son sólo eso, históricos. Aunque las figuras se repitan sólo es eso, se repiten.

Pero tratar de operar el gráfico en presente es enfrentarse al mercado hoy, tanto si se repite un proceso del pasado (gráficamente hablando) como si no. Es aquí donde se alcanza la máxima experiencia sobre el mercado y donde podemos estar más atentos a las oportunidades que nos brinda. Es aquí donde el sistema sobra y aspiras a tener el máximo porcentaje de aciertos posible. Es aquí donde aprendes a manejar la relación entre los diferentes time frames y no en los históricos.

Por poner un ejemplo, la historia nos muestra que cuando mejora la economía las bolsas suben, pero en la actualidad todos  sabemos que las bolsas también pueden subir artificialmente por inyecciones de liquidez de los bancos centrales.
Así que, históricamente, invertiríamos nuestro dinero en comprar acciones cuando la economía va bien y el PIB sube gradualmente pero en este contexto estaríamos perdiendo dinero siguiendo esta señal puesto que, incongruentemente, aunque la economía vaya bien, la bolsa bajará cuando los bancos centrales dejen de inyectar más dinero. Esta es una visión actual y no histórica.

Esto es operar en presente teniendo en cuenta los sucesos contemporáneos que hacen mover a los distintos mercados. El aquí y el ahora. Después, el resultado que salga de ver un doble techo o un doble pie en un gráfico podrá ser mera coincidencia o podrá corroborar o no la idea actual que tenemos del mercado en este justo momento.

Está claro que adquirir experiencia operando en presente empleará mucho más tiempo en la formación de un trader, pero es que sólo esta manera es la correcta.

Las 2 formas más rápidas de adquirir práctica en el trading

1.- OPERAR EN REAL:

Primeramente y ante todo operar en real. Si no operas en real no serás capaz de concentrarte al mismo nivel que en el mercado. Operas contra los mejores, los mejores están operando en real a todas horas todos los días. ¿piensas que vas a poder batir a los mejores practicando en simulado?

Yo he visto chicas haciendo peinados en pelucas horas y horas, días y días, semanas y semanas, y contemplar como le salían perfectos . Y he visto a esas mismas chicas no saber enfrentarse a un peinado, de esos que hacían tan bien en las pelucas, en una melena natural de una clienta.

Hay muchos traders que son reacios a meter su dinero en los mercados si antes no son capaces de ganarlo en simulado. No se dan cuenta que cuando operen en real tendrán que empezar de cero.

Yo nunca me he puesto nervioso cuando operaba en simulado, no estaba pendiente de las operaciones, ponía los contratos que me daba la gana, dejaba la posición abierta sin stop durante varios días a ver que pasaba, no era capaz de concentrarme pues no me motivaba, no sentía miedo, ni impotencia, ni alegría, ni autoestima, ni tristeza, ni humildad….

Si no empiezas ya a operar en real nunca perderás dinero, pero tampoco tendrás la oportunidad de ganarlo.

Cuanto más te demores más tarde será.

2.- OPERAR EN GRÁFICOS DE 1 MINUTO:

No se si es cierto o no pero una persona me comentó en su día que el éxito en el dominio y control del balón por parte de los jugadores del FC.Barcelona venía de “encerrarse” en un espacio muy pequeño de terreno y ahí estar durante horas pasándose el balón tratando de que el otro grupo no se lo arrebatase.

Lo que llama la atención es el espacio extremadamente pequeño en donde hacen este tipo de práctica. No se si es cierto o no pero podría explicar el por qué de su maestría en espacios tan cortos del terreno de juego, el por qué del tan grande porcentaje de posesión a su favor cuando juegan con otros equipos y por añadidura la extrapolación del control de la bola en cortos espacios de terreno a espacios grandes.

¿Qué tiene que ver esto con el trading? Pues mucho.

Cada gráfico tiene unos espacios temporales de 1 minuto, 5, 10, 15, 30, 1 hora, 4 horas, etc….

Está más que claro que el movimiento en el espacio temporal de 1 minuto es mucho mayor que en el de 4 horas ya que en este último se completa una vela cada este tiempo, mientras que el de 1 minuto pues cada 60 segundos, que es lo mismo.

Pues bien, partiendo de que el trading está regido por fractales la práctica en espacios temporales de un minuto será mucho más productiva de cara al entrenamiento que operar en uno de 4 horas, donde la experiencia que puedes sacar en un principio va a ser más bien poca.

Por tanto, recomiendo practicar en los espacios temporales menores de cara a coger una rápida experiencia, ya que las tendencias, patrones y figuras se reproducen de igual manera que en los espacios temporales mayores. Está claro, que esta práctica está encaminada a, como he dicho, coger experiencia, con el objetivo de luego capear con más tasas de éxito los espacios temporales de más rango en donde las señales ya son más relevantes de cara a la obtención de dinero.

Qué haría hoy si pudiese volver atrás…

Echando la vista atrás siempre es más fácil ver el camino pero esto sólo se puede hacer tras recorrerlo antes. Si me diesen la oportunidad de volver a empezar dejando una nota sobre mi escritorio con los pasos que debería recorrer, sería esta:

Piensa en lo que te ilusiona en la vida y no pares hasta conseguirlo. Si la vocación te sorprende trabajando en otro oficio, déjalo cuanto antes y lucha con todas tus fuerzas para poder trabajar en lo que de verdad te gusta (sabrás que es tu pasión cuando estés deseando que pase el fin de semana para volver al trabajo). _En mi caso era el trading. Hazlo o algún día en tu vida te arrepentirás de no haberlo hecho. No dejes que sea la sociedad la que marque tu ritmo (desayunar- trabajar-comer-trabajar-cenar-dormir). Inténtalo, siempre podrás volver de nuevo a esa rutina si no funciona.

TRADING:

– Abre una plataforma en CFDs y practica en real todas las horas del día que puedas. Empieza con poco dinero pero siempre utiliza un stop-loss  (poner el stop y cumplirlo ha sido uno de mis grandes handicaps que ahora aplico a cada operación con total disciplina) y calcula el número adecuado de contratos para no apalancarte demasiado (otro de mis fallos ha sido operar con más contratos de los que mi cuenta podía soportar).

– Antes de operar en intradía aprende a manejar bien la plataforma, te ahorrarás mucho dinero.

– Si lees libros o vas a cursos que sea para saber de que va y en que nivel está la profesión. Una vez creas haber leído lo suficiente sólo avanzarás rápido si investigas, piensas (meditas) y operas por tu cuenta sin hacer caso de nadie. Ensayo/error.

– Nunca operes con acciones y si lo haces que sea sólo en Blue Chips y a largo plazo aplicando la técnica del Dolar Cost Average.

– Opera sobre todo en divisas, Indices y Materias Primas. Es la única manera de enriquecerse en poco tiempo.

– Evita abarcar muchos mercados. Menos es más.

– Si tienes que decidirte entre operar sólo al alza o a la baja, que sea a la baja.

– Que no te distraiga nada. Sólo serás el mejor en algo si le dedicas a ello todo el tiempo posible.

– Cuando tengas varias tareas prioriza siempre la más importante sobre todas las demás.

– Simplifícalo todo al máximo de manera que tengas tiempo para otras cosas, no todo es trading. Si logras simplificarlo todas las tareas, te sobrará el tiempo. Esto se logra identificando el principio activo activo de cada cosa, la esencia (es la regla de Pareto 20/80).

La buena o mala fe de los brokers

Un lector del blog me ha enviado un correo ante la dudosa costumbre por mi parte de recomendar el aprendizaje del trading únicamente operando en real y dejando sólo el simulado para el conocimiento de la plataforma.

Pienso, por experiencia, que la destreza en el trading sólo se alcanza de esta manera ya que los mecanismos psicológicos que intervienen en el buen trading no se desarrollan en absoluto haciendo trading en simulado.

Puede dar a pensar, como me transmite dicho lector, que trato de divulgar esta práctica en real para que la gente se anime a abrir una cuenta y con ello generar comisiones, materia prima básica para la supervivencia de un broker.

El caso es que , como le he hecho llegar, no hay ningún post en este blog en el que recomiende tal o cual broker.

Me han llegado correos pidiéndome esa información pero aunque al principio, por tratar de ayudar la facilitaba, ahora no lo hago porque no lo considero apropiado, ya que no gano nada con esa recomendación por parte de ningún broker, y porque hay los suficientes foros en la red que hablan sobradamente del tema.

En este oficio, se puede ganar dinero de 2 maneras:

– haciendo trading

– viviendo de todo lo que mueve el mundo del trading

– de ambas a la vez

Si yo expreso, por activa y por pasiva, la necesidad de hacer trading en real como la única vía para vivir de ello es porque he sufrido en mis propias carnes la mala costumbre de empezar haciéndolo en simulado.

Los post que suelo escribir en el blog son básicamente para fijar conceptos necesarios que no debo olvidar para que mi trading siga con buen rumbo, por lo tanto surgen de mi más sincero punto de vista basado en la práctica.

Si tratara de engañar con ellos, me estaría engañando a mi mismo ya que el blog lo escribo para tener una base de artículos que consultar desde cualquier sitio y las mentiras acabaría por creérmelas repercutiendo en mi trading. Así que, si aun encima otros traders pueden beneficiarse de ello, enhorabuena porque me sentiré doblemente orgulloso.

Si no escribiese estos artículos en el blog lo haría en una libreta como antaño. Además lo considero una buena práctica que todo trader debería tener por costumbre.

Los brokers buscan como generar su sustento y yo el mío. En esta vida todo se aprende a base de palos porque tengo más que comprobado que aunque le digas a una persona que no vaya por ese camino, lo hará de igual forma porque el ser humano necesita de pruebas reales en su propia carne para darse cuenta de ello y aun así sigue tropezando en la piedra varias veces antes de espabilar.

Como en el trading, las pérdidas y errores te conducirán a las ganancias y es un camino inevitable.

Dicen que el que quiere engañar siempre encontrará a alguien que se deje hacerlo, así que toca buscarse la vida. Cada cual tiene lo que se merece y acaba obteniendo lo que siembra, así que allá cada cual. Creo que hay la suficiente información en el día en que vivimos para encontrar las soluciones adecuadas a lo que buscamos y si queremos creer en los castillos en el aire que nos ofrecen algunos brokers… pues, de los tontos viven los listos.

Nadie te da algo por nada, sólo el sacrificio duro te lleva a tu meta.

¿Cual es la cantidad adecuada para empezar a operar?

1.000, 2.000, 3.000, son cifras para aprender los entresijos del mercado en real, siempre debería ser con un riesgo por operación del 1% del total de la cuenta.

La práctica en real es esencial para llegar algún día a vivir del trading, por lo que dichas cantidades son las ideales para el iniciado, el cual, no debe esperar ganar mucho dinero sino pagar su aprendizaje.
El 1% como stop y el control del número de contratos con un sistema de gestión del riesgo hará que dichas cantidades duren por lo menos lo suficiente como para adquirir una buena base.

No digo que partiendo de 1.000 euros no se pueda conseguir una suma importante de dinero, que no sería lo normal, y seguramente obedeciese a la suerte o a haber tomado más riesgos de los necesarios, pero lo mas lógico sería comenzar a ganar un sueldo con un capital mínimo de 10.000 euros, y aun me parece poco.

Con una cantidad mínima de 10.000 euros y partiendo de un riesgo del 1% del total, y el número de contratos controlados por dicho stop estarás en condiciones de afrontar los dientes de sierra propios de las tendencias evitando que quedes fuera aunque estés en el lado correcto de la tendencia.

El secreto no está por tanto en tratar de acertar con la máxima precisión el mejor punto de entrada sino en situar el stoploss lo suficientemente alejado de dicho punto de entrada para evitar ser barrido aunque estés en el lado bueno de la tendencia.

El 1% de 10.000 son 100 euros y esa cantidad te deja poner el stop a 100 pips o más en muchos de los activos cotizados. Aunque ojo, porque esos 100 pips son para 0.10 contratos por lo que si abrimos una posición con 0.2 contratos el margen de stoploss se reduciría a 50 pips.

Con esto queda claro que para operar con un buen margen de seguridad se necesita cuanta más cantidad de dinero en cuenta mejor.

Yéndonos al gráfico para que se entienda mejor, supongamos que vemos un buen punto de entrada en A (mínimo que puede actuar de soporte) y ponemos el stoploss justo debajo de ese mínimo (punto A).
Como se puede observar la caída que ocurre en el punto B acaba por barrernos el stoploss y sacarnos fuera de una tendencia alcista que habíamos acertado de pleno.

En cambio, con un stop lo suficientemente holgado y limitado en riesgo para nuestra cuenta del 1% podríamos haberlo situado más lejos, concretamente en el “stoplosss 2”, aumentando las probabilidades de que dicho stop no nos hubiese saltado dejándonos fuera.

Con esto quiero dejar claro que en una cuenta de 2.000 euros al 1% como stop para la posición abierta no podríamos situarlo tan lejos pues para hacerlo quizás tuviésemos que arriesgar un 5% por poner un ejemplo, y no es eso lo que queremos ni lo más conveniente.

Es verdad que aunque nos salte un stop próximo podremos entrar más arriba pero la mayoría de las veces el miedo a fallar de nuevo o la impresión de que la tendencia ya está muy avanzada evitará hacerlo.

Supongamos ahora que hacemos otra operación. En este caso abrimos al alza en el punto B. Veis que no hemos aproximado para nada en el timing  y sin embargo luego puede apreciarse que la cotización sigue subiendo dándonos buenos beneficios. Eso si, si hemos sabido poner el stoploss, porque si lo hemos puesto en el punto F (porque nuestra cuenta es pequeña y no da para ponerlo más lejos) no tardará en ser barrido, mientras que para para una cuenta más grande donde podemos ampliar nuestro margen de seguridad ( stoploss X) dicho stop no llegará a ser tocado y podremos disfrutar de la tendencia a nuestro favor.

Con este post quiero demostrar que no es imposible ganar dinero con una cuenta pequeña, pero quiero recalcar que hay que ajustar mucho mejor los stops y ser más precisos con las entradas con la dificultad que ello conlleva.

Por eso operar , una vez adquirida una experiencia, con una cantidad lo suficientemente grande nos va a dar muchas ventajas para ganar arriesgando lo mínimo que es de lo que se trata.

O sea, y para que quede claro,con una aceptable cantidad de dinero podemos operar con una buena cantidad de contratos arriesgando lo mínimo posible. Esta sería la situación ideal para empezar a vivir del trading.

¿Qué tienes que hacer antes de operar en real?

La mayoría de los traders solemos empezar por lo más “bonito” del trading: análisis técnico, leer un lote de libros, y luego, básicamente nuestra operativa se reduce a comprar y vender.

Borrón y cuenta nueva.

El primer paso para operar es saber bien en que mercado o mercados queremos hacerlo.

El segundo paso va encaminado a la búsqueda de un broker que nos deje abrir una cuenta con una pequeña cantidad de nuestro capital, no con la idea de ganar ya dinero, sino para ir adquiriendo poco a poco práctica e ir entrenando el ojo y la mente para lo que nos espera.
Si ese broker tiene una plataforma demo para aprender a manejarla antes de operar en real, ideal. Se gasta mucho dinero si quieres dominar todos sus entresijos con dinero real. Es una lástima tirar el dinero así y no merece la pena.
Pero una vez que sabes el manejo de la plataforma sólo avanzarás si operas en real. Para ganar dinero consistentemente necesitas enfrentarte al mercado cara a cara. La mente es el arma más poderosa del trader. Olvídate de prepararla operando en simulado, digan lo que te digan, te lo digo por experiencia.

Una vez hecho esto trataremos de buscar una técnica de entrada y salida que tenga un porcentaje de éxito elevado. Olvídate del 100% de aciertos, eso no existe.
Buscar una buena técnica lleva tiempo y tiempo de investigación. Después, la práctica continua en real te irá dando las tablas necesarias para ir distinguiendo las mejores oportunidades.

Una vez encontrada la técnica adecuada el siguiente paso no es aun operar sino decidir con cuanto dinero vas a abrir la cuenta en real. Y una vez hecho esto llegamos a la gestión del capital.

La primera regla de un trader es tratar de no perder el capital de la cuenta por encima de todas las cosas. “Más vale dejar de ganar que perder”, por lo que el siguiente paso será determinar cuanto dinero en porcentaje puedes perder en cada operación.

Según ese dinero resultante del porcentaje en cuestión colocarás el stoploss (cuanto más dinero tengas en cuenta más alejado lo podrás poner) y según donde coloques el stop respecto al precio de mercado más o menos contratos podrás abrir.

Una vez has controlado todos estos aspectos, entonces sí, llega la hora de operar en real y de darle caña al mercado. Recuerda que estás luchando contra los mejores especuladores del mundo y que toda preparación será poca.