Resistencias en tendencia bajista como punto de entrada o incorporación a una tendencia

Lo primero que debes tener claro, en cuanto al análisis técnico, es que nunca encontrarás una técnica 100% segura. Llámese medias móviles, llámese indicadores u osciladores, llámese set-ups o lo que sea.

Desde luego que hay señales de entrada que se repiten con más o menos frecuencia en todos los espacios temporales. En tu elección reside el querer operar con todas las posibles señales que indiquen una entrada o buscar un par de técnicas que arrojen un buen porcentaje de fiabilidad.

Ante la duda debes recordar que si operas con 2 señales y la primera tiene un porcentaje de acierto del 70% y la segunda del 50%, lo que está claro es que si usas las dos reducirás la fiabilidad al 60%.

Así que ante esto, ¿no vale la pena desechar la segunda centrándose sólo en la primera aunque tengas que abrir menos posiciones (con su consiguiente aburrimiento por falta de acción) y obtener un rendimiento mayor a la larga?

Desde luego que en este aspecto es donde falla la mayoría de los traders, en aguantar la falta de acción.

La señal que relato de seguido, tiene también su porcentaje de fiabilidad y, por supuesto, no aparece en todas las ocasiones del mercado (como con sucede con todas las demás técnicas) por lo que su rendimiento aumentará al máximo que pueda dar si nos limitamos a esperar a que aparezca y cerramos los posibles fallos con un stop-loss.

resitencias-bajistas

Usando los gráficos Heiken-Ashi, que para mi son los mejores para determinar los soportes y las resistencias así como los barridos a ambos, baste observar el gráfico para darse cuenta de una señal de entrada que se repite en las situaciones tendenciales bajistas.

Las tendencias no se mueven linealmente, sino en ziz-zag (retrocesos).
En la imagen vemos en (1) como la cotización rompe el soporte a la baja para luego darse la vuelta y volver a bajar al tocar lo que antes era soporte y ahora se ha vuelto resistencia.

Pero no sólo sucede en el punto (1) sino también en el (2) y en el (3). Cada mínimo o soporte roto se convierte en una futura resistencia que ofrece una magnífica oportunidad de reincorporarse a la tendencia poniendo a la hora de entrar un stop relativamente cercano.

De ahí la famosa frase: «Entra a favor de tendencia en los retrocesos», 
ya que de esta manera obtienes un mejor punto de entrada.

Y sucede así hasta el punto (4) donde tras romper nuevamente el mínimo y probar el antiguo soporte (ahora resistencia), esta es superada al alza con lo que damos por concluido el movimiento bajista en ese espacio temporal.

Una técnica a tener muy en cuenta.

Las tendencias primarias y secundarias

Fijándote en un sólo Time Frame (ya no voy a hablar de si observas varios a la vez) puedes distinguir claramente varios tipos de tendencias:

Tendencia primaria (líneas de color azul)

Tendencia secundaria (líneas de color rojo)

Incluso pueden establecerse también líneas de tendencias terciarias.

lineas de tendencia

Partiendo de la base de que es vital operar a favor de tendencia, ya que tratar de coger movimientos a la contra es muy difícil y raramente dan buenos beneficios y si los dan rápidamente los devolvemos al mercado, nuestra vista debe buscar los puntos que definen una tendencia primaria.

El problema es que no son pocos los traders que las trazan mal. No se trata de trazar una mera línea recta que una 2 puntos importantes. Si lo haces así te encontrarás con una sorpresa: saldrás del mercado cuando no debes.

Volviendo al gráfico de arriba este sería el resultado de trazar líneas rectas entre 2 puntos primarios:

lineas tendenciaComo se puede ver, trazar las líneas de esta manera te obliga a salirte en los puntos A y B para luego ver como la tendencia alcista se reanuda.

Por lo tanto, la mejor manera de definir la tendencia primaria es en niveles, como está dibujado en la primera imagen.

DDTT y DDPP: dos de las figuras más efectivas en análisis técnico

Cuentan que ,el mercado, cuando intenta hacer lo mismo 2 veces y no lo consigue suele hacer lo contrario.

Esta premisa puede aplicarse perfectamente a 2 de las figuras más reconocibles y fiables del análisis técnico, que en realidad es una sólo, bien al alza o bien a la baja.

Se trata de:

DDTT (doble techo)

DDPP (doble pie)

Puede verse claramente el poder de esta figura cuando se confirma superando la resistencia inicial (línea amarilla)

doble pie

Otras veces, tras superar la línea de resistencia amarilla, realiza un pull-back (regresa al punto de ruptura) para rebotar al alza desde allí. Puede verse en el siguiente ejemplo:

doble pie

Hacia abajo sucede exactamente lo mismo, como puede verse en la siguiente figura:
forma una especie de M y cuando supera la línea amarilla de soporte, inicia la bajada

doble techo

Hay que decir que todas las figuras de análisis técnico funcionan en todos los time frames y en todos los gráficos de todos los activos de los mercados existentes. Saber interpretarlos y cuando aplicarlos será lo que te de las ganancias junto con una adecuada gestión del riesgo.

Doble techo y doble pie 

doble techo y doble pie

Las señales más importantes con esta técnica se generan tras una caída o subida prolongada.

 

Figura de 3 picos o triple techo

Los que me seguís habitualmente sabéis que soy oso por naturaleza, no por peludo sino por mi carácter de trader bajista.

Si hay algo que cambió de verdad mis operaciones, de pérdidas a ganancias, fue decantarme por operar en un sólo lado del mercado.

Las razones de por qué opero sólo en el lado corto las expuse en su día: «Operando en el lado corto» y desde luego que las más importantes fueron:

  • se te acostumbra el ojo a ver sólo situaciones bajistas
  • siempre hay un mercado a la baja
  • operando en ambos lados las señales se confunden o se pisan

 

La figura de 3 picos o triple techo es muy fácil de identificar y de operar.

Se trata de buscar una cotización cuyo nivel trata de superar el mercado hasta 3 veces consecutivas. Normalmente cuando la cotización lo intenta 2 veces y no es capaz de seguir adelante suele darse la vuelta, pues si lo intenta 3, mas brusco será el giro, como puede verse en el gráfico.

Además, digo que es una figura muy fácil de operar porque el stoploss puede situarse muy cerca. Justamente encima de la resistencia por lo que en caso de fallar la figura, lo que nos arrebate el mercado de la cuenta será mínimo en comparación con los beneficios que nos puede aportar en caso de que salga bien.

Quiero concienciar a todo trader, en ciernes o no, que no hay ninguna técnica, señal, patrón o figura que sea certera en el 100% de las veces de ahí la insustituible gestión de la pérdida por medio de un stop y un adecuado número de contratos o lotes en consonancia con la cantidad de capital en cuenta.

El trading es un ejercicio de probabilidades y no de certezas. La habilidad del trader, una vez aclarada la gestión del dinero o riesgo, determinará el porcentaje de sus ganancias y de sus aciertos.

Es por eso que nunca podrás vivir del trading operando con un sistema de compra-venta automático.

La paciencia para esperar a que se forme la señal o figura es vital para una buena consecución de la misma,así como también lo es el saber esperar a que las ganancias corran lo suficiente sin tener prisa para materializarlas.

Otro ejemplo:

Figura bajista de triple techo

Fallo de estrategia

Todo trader profesional o no debe asumir que continuamente estará expuesto a las pérdidas. Aprender de ellas lo hará mejor trader. Tratar de subsanar los errores que le han llevado a cerrar en negativo hará que cada vez opere mejor.

eurusd

La operación reflejada en el gráfico detalla la mala gestión de una operación:

  • la enseñanza más pura que nos muestra dicha operación es que el trader debe seguir con disciplina la linea determinada por su sistema operativo. Cualquier duda al respecto hará que incurra en pérdida.

Descripción de la operación:

En A, una resistencia en forma de triple techo invita claramente a entrar a la baja. El trader debe entender, antes de abrir una operación, que puede acertar con la entrada pero nunca sabrá el recorrido de esta.

En este caso la entrada fue acertada y la cotización llegó a un nivel donde la operación arrojaba más de la mitad del objetivo de beneficios diario.

Ahí surgió la duda por parte del trader, en este caso yo, la cual consistió en elegir entre materializar el beneficio, y tener así ya más de la mitad del objetivo de beneficios diario, o dejar correr la posición.

Error en la disciplina.

Cuando hay una bajada tan brusca sin motivo aparente lo mejor suele ser cerrar la posición y buscar otra operación.

El caso es que moví el stop a B.E, la cotización se recuperó y me hizo saltar el stop en B.E (ni pérdidas ni ganancias).

Siguiente error: no suelo mover el stop original a B.E, el hacerlo resultó, de nuevo, fatal. Casi siempre sale mejor asumir las pérdidas del stop ya que son muchas las ocasiones en las que la cotización regresa al punto de entrada.

Tras haberme saltado el stop en Break Even vuelvo a entrar en D y la cotización avanza a mi favor. Vuelvo a fallar en la disciplina de cerrar la operación, esta vez con la mitad del objetivo diario cumplido. Así que dejo correr de nuevo la posición, pero esta vez con el stop alejado y sin disposición alguna de moverlo a B.E.

De nuevo, el mercado ataca, y aunque no se refleja en el gráfico, me hace saltar el stoploss (OUT) (no se ve en el gráfico) de manera que esta vez me lo cierra, e incluso con pérdidas.

De esta operación quedan varias lecciones:

  • Debes actuar siempre con disciplina y tener claro lo que vas a hacer antes de abrir incluso la operación, estudiar todos los posibles escenarios que pueden ocurrir y definir perfectamente lo que hay que hacer sin duda alguna y hacerlo, fríamente. Si piensas, estás perdido. Debe salir automáticamente.

Cada vez que dudes perderás en la inmensa mayoría de las veces.

  • Si vas a por «objetivo», no puedes cambiar en medio de la operación a «dejar correr las ganancias». Los entrenamientos son para el campo de prácticas, nunca puedes entrenar ni probar cosas nuevas mientras operas de verdad.
  • Mal cálculo del stop. Siempre suelo poner el stoploss lo mas alejado que puedo dentro de lo que me permite la gestión del riesgo. En esta ocasión el exceso de confianza hizo que lo acercara más de lo debido pudiendo de esta manera incrementar el número de lotes con los que operaba. Si lo dejara lo suficientemente alejado no me hubiese saltado y hubiese cogido las ganancias del día siguiente que habrían sido abultadas debido a la caída de la cotización del par donde hice la operación, el EURUSD.

La confianza y falta de disciplina hicieron que errara en esta operación y saliese con pérdidas por stop-loss cuando podrían haber sido unas buenas ganancias.

Son detalles que marcan la diferencia y que debes aprender de ellos.

Siempre habrá momentos en la vida de un trader en que la disciplina falle. Somos humanos.

«Puedes ganarle al mercado durante un tiempo, pero no todo el tiempo»

La importancia de los soportes y las resistencias

Si hay alguna técnica dentro del trading, y por decirlo de alguna manera, que sea asimilable y produzca a su vez buenos beneficios es la operativa por medio de soportes y resistencias.

Dichos niveles suelen establecerse según lo que el resto de operadores han pensado o piensan sobre el mercado y en suma, suelen ser cotas muy importantes e interesantes para operar por parte del trader.

Son aquellos en los que la cotización rebota varias veces, también los números redondos. Aunque hay que tener en cuenta que todo soporte o resistencia puede ser traspasado en cualquier momento. (Formas de operar un soporte o una resistencia).

He dejado claro en anteriores posts que ningún sistema de trading mecánico será capaz de lograr que vivas del trading y mucho menos hacerte rico. Todo el trabajo, entonces, tiene que encaminarse a todo aquello que requiera una destreza por parte del trader y no una certeza. Y la interpretación y operación de los niveles de soporte y resistencia llevan a eso.

Pero claro, no se le puede dar la misma importancia a un soporte surgido en un espacio temporal de 10 minutos que a otro en un time frame de 1 hora. Así que, a la hora de identificar un soporte o una resistencia hay que observar en que espacio ha salido.

Por lo general los soportes en marcos temporales más pequeños son más frágiles y si rebota la cotización en ellos el movimiento resultante no suele ser de tanta importancia como en un espacio grande.

Podemos ver en el siguiente gráfico como la cotización ha traspasado el soporte trazado en un espacio temporal de 1 minuto.

soporte

 

Pero en este otro, correspondiente al mismo mercado pero en un espacio temporal mayor, vemos como el soporte importante ya no está en el mismo nivel que en el gráfico de 1 minuto, sino más abajo.

soporte

 

Es el mismo mercado pero ahora el soporte más importante está en los 7.900 y otro por debajo en los 7.880 puntos.

Y subiendo aun más el espacio temporal a uno de 4 horas, se puede ver como el soporte relevante está en los 7.740 puntos, para el mismo mercado que los anteriores.

soporte

 

Todo esto nos indica:

  • que a mayor espacio temporal mayor fuerza por parte del soporte o de la resistencia en concreto.
  • que en un mismo espacio temporal puede haber varios soportes o resistencias relevantes que pueden no reflejarse en un marco temporal mayor.
  • que si coincide el mismo soporte o resistencia en varios espacios temporales a la vez este tendrá más fuerza y será más difícil traspasarlo o el rebote será mayor.
  • que a la hora de abrir una operación hay que tener en cuenta todos los espacios temporales y la relación que estos tienen entre si en materia de soportes y resistencias.
  • que dominar estos niveles de fuerza puede ser una de las mejores maneras de lograr el ansiado dominio del timing de mercado.

La manera más difícil de que te barran un stop-loss

Primero decir que aunque se puede ganar dinero operando contra-tendencia, las verdaderas ganancias se hacen operando a favor de la misma.

Hay que tener en cuenta que no siempre hay tendencia. De hecho, la mayoría de las veces el mercado no tiene un clara tendencia establecida.

De esta manera, si hemos decidido operar a favor, debemos esperar primero a que se establezca una claramente.

Tratar de buscar el giro del mercado es una de las peores técnicas de trading (los resultados cantan), y sin embargo, por nuestros sesgos psicológicos, es una de las más utilizadas por los traders.

Ante un movimiento en una dirección de la cotización, la mente establece que esta se ha movido excesivamente y crea un sentimiento de querer entrar a la contra.

Por lo normal suele suceder ese retroceso (y hacernos incluso entrar en ganancias por un momento) pero después, la cotización vuelve a tomar el camino original y sube con más fuerza en contra de nuestra operación.
De nada vale que hayamos puesto un stop-loss. Este será sobrepasado una y otra vez.

Por lo tanto la forma más segura y la más difícil de que nos barran un stop sería la siguiente:

1.º- Identificar la tendencia y no entrar si no estamos seguros de la existencia de esta.

2.º- En vez de entrar a la contra tras un nuevo máximo, entrar en un retroceso de la tendencia. (Sólo este pequeño detalle hará que el stop sea más difícil de ser alcanzado).

tendencia

En la figura de arriba puede verse lo evidente. Si entramos a la contra en cada nuevo máximo, con un stop sobre él, este será barrido una y otra vez por el avance hacia arriba de la tendencia.

En cambio, si esperamos para entrar al retroceso de la tendencia podremos poner un stop más ajustado y que este sea más difícil de ser alcanzado. La señal de entrada tras el retroceso sería la confirmación de una vela azul alcista tras el retroceso de la serie de velas en rojo.

Ni que decir tiene que si entramos en la primera o segunda oportunidad con sólo dejar correr la posición no tendremos que entrar varias veces sino sólo una. Además, los puntos de retroceso son una excelente oportunidad para añadir nuevos lotes o contratos a la posición inicial.

NOTA: decir que esta estrategia sólo es eficaz usando las velas Heikin Ashi.

Las 4 maneras de operar un soporte o una resistencia

Si hay algo en el trading que demuestra que no está regido por el azar sino por la suma de las interpretaciones de cada uno de los traders que participan en el mercado, eso es los soportes y las resistencias.

En primer lugar, un trader debe hacer que sus pérdidas sean siempre lo más pequeñas posibles, que el número de estas malas operaciones sea el menor y tratar de aumentar, sin hacerlo en el riesgo, la cantidad de lotes o contratos con los que opera.

Estos son los principios fundamentales técnicamente hablando.

Y la técnica que favorece alguno de estos principios es la operativa con soportes y resistencias.

Los operadores nos fijamos en puntos clave para abrir o cerrar las posiciones. En estos puntos confluyen cantidad de órdenes y son varios los movimientos que se pueden identificar, y según lo cual tomaremos una decisión u otra.

Las 4 maneras de tratar un soporte o una resistencia:

vamos a poner 4 ejemplos teniendo como protagonista a un soporte.

Soporte 1:

soporte 1
Este es el clásico soporte que es traspasado por la cotización la cual ya no vuelve. No es el mejor para operar salvo que el movimiento después de traspasarlo sea largo en el tiempo puesto que muchas de las veces el punto de entrada se sitúa tan bajo que ya no compensa.
La confirmación de la ruptura la dará la formación completa de la vela que rompe el soporte según el espacio temporal en que hemos decidido operar. Quiero decir que muchas de las veces la cotización rompe el punto de soporte para cerrar la vela por encima de él.
Así que si la ruptura es en el gráfico de 15 minutos habrá que esperar a que se forme al completo la vela de 15 minutos antes de abrir la posición.

 Soporte 2:

soporte 2

La formación es de libro y la cotización suele rebotar justo en el punto de soporte. Permite aproximar el stop-loss al máximo. Por tanto máxima rentabilidad para mínimo riesgo.

Soporte 3:

soporte3

 

Suele ser uno de los más fiables a la hora de entrar. La cotización rompe el soporte (punto A) y vuelve a subir para tocar el punto de ruptura para volver, esta vez sí, a bajar con fuerza.

Para operar este tipo de figuras hay que esperar para entrar a que la cotización regrese al punto de ruptura para abrir la posición con stop muy ajustado. Mínimo riesgo/máximo beneficio.

Soporte 4: 

soporte 4

 

Es el más frecuente que nos vamos a encontrar. El típico soporte con los típicos barridos para eliminar a los que ponen el stop demasiado cerca del punto de soporte. Estos barridos pueden ser más largos o más cortos y es importante ver en que espacio temporal se producen ya que pueden generarse de 2 maneras:

  • en el propio espacio temporal
  • en un espacio temporal menor para regresar la cotización al punto de soporte en un espacio temporal mayor.

La forma de operarlos, con la práctica, suele ser bastante segura para el trader. Esperas a que hagan el barrido y después entras con stop-loss ajustado. La mayoría de las veces ya no volverán a por el stop aunque otras hacen varios barridos, alguno de especial profundidad.
Identificar el barrido más profundo te dará muchos beneficios. Se puede decir que es «el pan nuestro de cada día» del trader.

NOTA: Estas 4 maneras de operar un soporte son igualmente válidas para operar las resistencias y, por supuesto, las directrices oblicuas.

MUY IMPORTANTE: los soportes y resistencias más relevantes no están solo en los extremos de una tendencia sino en el medio de esta.

«La naturaleza siempre escoge el camino con menor resistencia»

Timing de mercado

El timing de mercado. Es aquí, en este arte, donde reside el éxito de un trader intradía.

Pero, ¿en qué consiste dicho timing?

Básicamente es la pericia de comprar y vender en el momento justo.

timing de mercado

Si eres capaz de hacer lo que se expresa en el gráfico de arriba estás llamado a desbancar al número 1 en la clasificación de Forbes, y para el resto de los traders serás sobrenatural.

El timing demuestra gráficamente que ganar muchísimo dinero en los mercados es totalmente factible. Todo se reduce a lo explicado, ser capaz de comprar en los mínimos y vender en los máximos (lo contrario si operas a la baja).

Por tanto supongo que estamos de acuerdo en que ganar sí se puede ganar, el problema viene en ser capaz de hacerlo puesto que es sumamente difícil saber cuando una cotización va a arrancar y cuando va a parar.

Durante años, los traders, con mejor o peor éxito, hemos tratado de hacerlo, unos por medio de sistemas y otros por medio del trading discrecional. Ambos modos de operar tienen sus adeptos y sus detractores.

Ambos grupos han desarrollado sus técnicas para ser capaces de comprar lo más abajo posible y vender lo más arriba que se pueda y viceversa.

Por mis años de experiencia en el trading puedo distinguir varios tipos de herramientas que son necesarias para lograr aproximarse a la perfección en el arte del timing. Le llamo arte porque es eso, arte. Porque el cosechar el éxito en ello, al fin y al cabo, dependerá de la pericia del trader y en esa pericia intervienen herramientas que yo distinguiría como: «materiales» y «espirituales».

Materiales son aquellas que se pueden definir, como pueden ser: un stop-loss, un profit-warning, una figura alcista o bajista, la gestión del dinero…

Todas ellas suelen estar determinadas por unos parámetros que pueden ser medidos o calculados.

Espirituales son aquellos que vienen definidos por la destreza y capacidad mental del trader y son:

la psicología, motivación, fuerza mental, autoestima, perseverancia… y sobre todo la capacidad de práctica o entrenamiento sobre un gráfico.

Para mi, sin despreciar a todas las demás, la adquisición de experiencia a base de operar día si y día también en un gráfico es el único camino que lleva a un trader a lograr la maestría y la educación del ojo a la hora de ser capaz de distinguir donde puede estar el punto de entrada y el de salida.

Tengo también que admitir que mis puntos de salida son mucho más perfectos que los de entrada a la vez que experimento mentalmente otro tipo de concentración diferente a la hora de salir o de entrar, dependiendo también si en esos momentos estoy en pérdidas o ganancias.

A parte de esto identifico un detalle relevante, y es el espacio temporal elegido para operar ya que cuanto más pequeño sea este más difícil es acertar con el timing debido a los constantes dientes de sierra y cantidad de tendencias que tienen los espacios intradía.

Y además tengo que decir que aunque un gráfico de 5 minutos se represente en pantalla de igual manera que uno diario, el recorrido de ambos supondrá más ganancias cuanto mayor sea el espacio temporal del gráfico observado. De esto ya he hablado en anteriores post y es sabido que a menor time frame con más contratos debemos operar para sacar una rentabilidad adecuada.

De todas formas, sea en el espacio temporal que sea, sí eres capaz de identificar los puntos de entrada y salida comenzarás a ser rico desde ese mismo instante.

«Cada día que dejas de practicar es un día menos que te queda para lograr tu objetivo»

NOTA: de todas las técnicas que he probado, la más precisa que he encontrado en este sentido es la de enfrentarse con el gráfico cara a cara e identificar en él soportes y resistencias.