Trading y mercados — www.bolsaydinero.com

Etiquetacapital

La actitud frente a una operación abierta según en que Time Frame

No sólo es importante observar el gráfico de un mercado sino sus Time Frames particulares.

Los espacios temporales de un gráfico son fractales, esto es que se repiten los mismos patrones en cada uno de ellos.

Pero no se repiten al unísono por lo que es conveniente observar varios de ellos. Esto quiere decir que puede que no haya o veas una oportunidad en el Time Frame de 1 hora pero que sí la veas más clara en el de 30 minutos.

Lamentablemente, una vez veas la oportunidad, no podrás aprovecharte de ella si no tienes el suficiente capital en la cuenta.

Como comprenderás, no podrás abrir una operación en una oportunidad que hayas visto en el gráfico diario si para hacerlo tienes que arriesgar (desde mi punto de vista) más del 1% del capital total.

Esto es porque en un gráfico diario, a poco que muevas el stop, la cantidad requerida para situarlo aumenta mucho y seguramente con una cuenta pequeña no lo podrás abarcar.

Así que no podrás aprovecharte de todas las oportunidades que te brindan todos los espacios temporales hasta que no tengas un capital suficiente en cuenta. Mientras tanto tendrás que conformarte con operar en espacios más pequeños.

Pero no hay problema, hay muchos mercados en los que operar: divisas, índices, materias primas.

Después hay otro detalle que tienes que valorar una vez abierta la operación. Cuanto más grande sea el Time Frame más relevancia tendrá la señal y más durará en el tiempo. Así que cuenta con tener una operación abierta incluso durante varias semanas si estás operando en un gráfico diario.

Con esto quiero decir que si vas a hacer una entrada en un espacio temporal grande no te conformes con unas pocas ganancias ya que seguramente el recorrido será muy superior.

Claro que es muy difícil aguantar las ganancias. Tu Ego te está diciendo continuamente que cierres para materializarlas y quedar así satisfecho, pero esta no es la actitud correcta.

Acuérdate de cuando aun no situabas ningún stop en tus operaciones. Eras capaz de aguantar las pérdidas días o incluso semanas con la esperanza de que estas se recuperasen. Pues esta tiene que ser tu actitud respecto a las ganancias. Esperar hasta que no te queden más fuerzas.
Te aseguro que tu Ego y tu cuenta te lo agradecerán doblemente.

El largo proceso hasta vivir del trading

Siempre estoy comentando que el destino final, el primer mandamiento, el objetivo principal de un trader que quiera llegar a vivir del trading es ser consciente de que es vital ir aumentando progresivamente el número de lotes o contratos con los que opera pero sin aumentar el riesgo.

Sin aumentar el riesgo significa, no ir añadiendo lotes al libre albedrío de cada uno sino lo que el sistema de gestión del dinero te indique previamente.

Por supuesto que a más capital con más número de lotes podremos abrir la posición y a menos capital menor número de lotes.

A parte de esto, la situación del stop influye de manera importante en la cantidad de lotes con los que nos posicionamos de manera que cuanto más próximo esté el stop del punto de entrada con más lotes podremos abrir y cuanto más lejano, será con menos lotes.

Con esto que te estoy diciendo que tienes que darte cuenta que el stop nunca estará a la misma distancia, todo depende de la situación cambiante del mercado y de tu observación y pericia personal. No hay regla fija, por eso,y dependiendo de donde sitúes el stop, el número de lotes variará aunque tengas la misma cantidad de capital en cuenta.

Pues bien, es cierto que si la primera misión de un trader es aumentar el número de lotes, sí o sí, deberá destinar una parte de las ganancias a ello.

No puedes pretender comenzar con una cuenta de 10.000 €, por ejemplo, y con eso vivir toda la vida del trading. Ni el más famoso trader de la historia sería capaz de ello.

Esto no funciona así.

Al principio, y dependiendo de tu capital inicial en cuenta ganarás más o menos (contando de que ganes. Estoy hablando ya de una vez que tienes ganancias consistentes sea la cantidad de dinero total en cuenta que sea).

Por tanto, hazte una idea de que durante un período bastante largo de tiempo (estoy hablando de años) tendrás que tener un remanente, unos ahorros, una fuente de ingresos paralela, que te permita pagar tu aprendizaje primero y que luego te permita vivir mientras tus ingresos por el trading no sean suficientes.

Así que primeramente, que quede claro que cualquier trader tendrá que tener unos ahorros que le permitan vivir sin trabajar mientras no es capaz de ganar el dinero suficiente como para vivir del trading.

Yo en su tiempo di el salto (contaba con unos ahorros y unos ingresos mensuales para ir tirando) y me dediqué al trading a jornada completa. Sabía que si a jornada completa me llevaría unos 5 años, a media jornada las cuentas me decían que 10, por lo que me arriesgué.

No quería arrepentirme de no haberlo intentado una vez ya mayor en la silla de ruedas del asilo. Sólo se vive una vez, si te acomodas se te pasa la vida sin hacer lo que deseas, viviendo la vida de otros y sin vivir la tuya. Esto es una aventura, no vas a estar aquí para siempre. Esto fue lo que me dije.

La verdad es que tienes que actuar como si estuvieses loco sino no das el paso nunca.

Pues bien, volviendo a lo que nos atañe. Necesitas de unos ahorros que te permitan vivir sin trabajar mientras no eres capaz de vivir del trading, y por supuesto, una mujer que lo entienda. La mía lo hizo, es más, fue la que me apoyó a muerte. Muy importante esto.

Y cuando ya ganas dinero de manera consistente tienes 2 opciones:

Primera: si ganas 200 € al mes, la verdad es que aun no podrás vivir de ello. Así que o dejas todo ese dinero en la cuenta de manera que se va incrementando poco a poco o quitas una pequeña parte para ir ahorrando algo. Pero bueno, si tienes los ahorros suficientes para vivir no merece la pena ir quitando 50 «eurillos».

Segunda: no quitar ni un euro de la cuenta hasta que ganes lo suficiente. De nuevo necesitarás unos ahorros.
Cada cual necesita unos ingresos distintos para vivir. A unos les llega con 1.000 euros y otros necesitan 5.000. Lo que necesites para vivir mes a mes marcará hasta donde tienes margen para no sacar dinero de la cuenta de trading.

Si logras ganar 2.000 euros al mes, puedes quitar, por ejemplo 1.500 para vivir y dejar 500 para seguir aumentando la cuenta.

Tienes que pensar en que llegará un momento en que ya no necesitarás incrementar dicha cuenta, salvo en ocasiones puntuales, y ya todo será dinero limpio sin añadir nada a la cuenta de trading, «a no ser que quieras hacer saltar la Libra como Soros».
Primeramente, tienes que tener claros tus objetivos.

O haces que tu cuenta de trading crezca para poder ganar el dinero suficiente como para pagar tus gastos, vivir, e ir cada vez incrementándola más u olvídate de este sueño.

Si tratas de operar siempre con una cantidad total fija, más de lo mismo, estás perdiendo el tiempo, no lo conseguirás.

Rentabilidad de unTrader

No confundas el ultra-sonado dicho de que si obtienes un 20% de rentabilidad anual estarás entre los mejores gestores/inversores del mundo con la rentabilidad que puede obtener un Day Trader.

Hay una gran confusión al respecto.

NO es lo mismo un inversor que un Trader

El primero, generalmente sólo opera en acciones de ahí que no sea capaz de obtener grandes rentabilidades. Pocas bolsas superan el 20% anual y son muchos los que únicamente se dedican a replicar al índice.

Sabes que en la inversión una de las máximas más importantes es la diversificación para mitigar el riesgo…y sin riesgo no hay recompensa.

Así que a más diversificación menos riesgo, pero claro, menor rentabilidad también.

Está claro que hay «chicharros» que ofrecerán rentabilidades muy buenas  pero no es fácil descubrirlos por lo que es más bien una cuestión de lotería.

Lo que tienes que tener muy claro es que si Warrent Buffet (4º en la lista Forbes) ronda el 20% de rentabilidad anual no esperes hacerlo mejor que él. Podrás lograrlo un año pero no todos con consistencia.

Pero amigo, el Trading esta hecho de otra tela. Aquí las rentabilidades pueden ser ya desorbitantes.

Cuidado que no es nada fácil, sino todos ricos y todos por encima de Warrent. De hecho, el trading intradía aniquila muchas cuentas al año, es un destroza cuentas.

Necesitas adquirir muchísimas características para poder vivir del trading consistentemente. Date cuenta que cuanto más pequeño es el espacio temporal en el que operas más ruido hay, más destreza, disciplina y fuerza mental hay que tener, más fácil es caer en las trampas del mercado, más fácil es caer en la sobreoperación y más difícil es «predecir» los movimientos.

En el trading intradía hay mucho riesgo, pero ese riesgo implica también la gran probabilidad de obtener rápidamente grandísimas rentabilidades.

Esto es lo que dice Schwager al respecto:

«El Trading constituye una de las últimas grandes fronteras de libertad en nuestra economía. Es uno de los pocos caminos en los que cualquier persona puede empezar con una suma de dinero pequeña y convertirse en multimillonario»

Es así pero para lograrlo tendrás que superar un durísimo proceso de aprendizaje.Sobre todo a nivel mental.

En cuanto a las rentabilidades que se pueden obtener haciendo trading intradía, no hay una cifra en concreto como pueda demostrarse con el mundo de la inversión.

La rentabilidad en el trading intradía viene dada sobretodo por la cantidad de dinero inicial en cuenta.

La «cosa» funciona» de esta manera:

Partiendo de que es inadmisible (desde mi punto de vista) un riesgo por operación de más del 1% del total de la cuenta, la situación del stop junto con la cantidad de capital total determinará el número de lotes con los que abrir una posición.

Y ese número de lotes será el que determine la rentabilidad futura. Así que a mayor capital en cuenta mayor número de lotes con los que operar. Y a mayor número de lotes posibilidad de mayores rentabilidades.

Así que el abanico de porcentaje de beneficios puede ser muy amplio y variado.

(Por supuesto, nunca caigas en la tentación de aumentar tu dinero en cuenta para poder operar con más capital. Ten una cosa muy clara: si no eres capaz de ganar dinero con una cuenta pequeña tampoco lo serás con una grande).

Y para que lo veas más claro te dejo un cita del trader Al Brooks:

«Trabaja en incrementar el tamaño de tu posición en lugar del número de operaciones o la cantidad de estrategias que usas. Sólo necesitas ganar un punto al día en el Emini para vivir bien (100 contratos con un punto diario es una cantidad de siete dígitos al año

Los flujos de capital

Aun me parece que fue ayer, antes de la crisis en pleno boom económico, cuando estaba hablando en la acera con mi hermano, el cual posee un comercio de electricidad.

Las palabras de él eran las siguientes:

_«Es impresionante, como siga todo así es una maravilla. Todo el mundo está contento, todo el mundo gasta…»

La sensación era de que todo iba a ser así para siempre.
Si tu te compras un coche yo me compro otro mejor. Y si te compras un piso, yo también.

Era el momento de ahorrar y no de invertir. Era el momento de los ajustes. Ahorrar en pleno boom económico nos proporciona una cantidad de capital que aplicada en el momento más bajo de la economía (recesión) nos permite ser ricos pocos años después.

Pero claro, ¿quién es capaz de ahorrar cuando tu vecino se está comprando de todo?

Ángela Merkel, por ejemplo lo fue, y no se si con sus finanzas personales, pero si con todo un país.
Hizo lo más difícil: ser austera en tiempos de euforia económica.
El tiempo siempre te da la razón. Otra cosa es que tengas la fuerza mental para actuar en contra de lo que hace la masa.

¿Qué es una crisis? A mi manera. (Todos deberíamos de tratar de interpretar las cosas a nuestra manera. Es como mejor lo entiendes y como mejor te queda grabado en la cabeza).

cubo_agua_crisis

 

 

Una crisis comienza cuando el cubo esta lleno (capital) y ese dinero comienza a vaciarse por los agujeros que le han hecho a dicho cubo (excesos cometidos en época de bonanza económica). Este se va vaciando hasta que esos agujeros se van tapando poco a poco (recortes sociales,etc)  y cada vez vierten menos capital.

Una vez que todos los orificios están tapados, el cubo comienza de nuevo a llenarse (reactivación económica) hasta que de nuevo el capital rebosa por encima (boom económico).

Ese dinero que sale del cubo no se pierde sino que va hacia otros mercados donde el poseedor puede recibir una rentabilidad más alta: depósitos, metales preciosos, divisas, obras de arte, etc….

Vamos, que como he dicho, el dinero no desaparece sino que cambia de lugar, estableciéndose así un flujo de capital hacia otro mercado.

La liquidez es la reina de los mercados. Allá a donde va hace subir al mercado en cuestión, y si desaparece, dicho mercado cae. Esta es la Ley Universal, la Piedra Angular.

Por supuesto, que la labor de cada especulador es saber hacia donde se dirige ese capital en cada momento.

Y en el trading tiene doble beneficio ya que un trader se beneficiará abriendo cortos en el mercado cuya liquidez escapa y abriendo largos en aquel al que el dinero está fluyendo.

Hoy en día, con la información que hay, no es muy difícil adivinar hacia donde se mueven los flujos de capital.

Y no se trata de leerlo todo, sino de saber donde se está, pues el exceso de información también es perjudicial.
Ya sabes: «los árboles no dejan ver el bosque»

Capital que necesitas para intentar vivir del trading

En contestación a un correo por parte de un lector escribo este post por si alguien mas puede sacar alguna conclusión clara al respecto del título del mismo.

Las circunstancias de cada uno son las de cada uno. Estas fueron las mías en concreto:

Antes de decidirme a dejarlo todo por el trading, más o menos, ya ganaba el sueldo que cobraba en mi trabajo habitual. Además tenía unos ahorros, fruto de dicho trabajo, que me permitían vivir unos años sin trabajar.

A esto se le añadieron otras 2 fuentes de ingresos:

– llegue a  un acuerdo con mi jefa para abandonar la empresa por lo que recibí la mitad de la liquidación (si me voy por mi cuenta, cosa que la jefa no sabía, no percibiría ninguna indemnización).

– Además me arregló para el paro, lo cual me daba un margen para subsistir durante más tiempo.

Con todo esto quiero decir que llega un momento en que te tienes que independizar para dedicarte a tiempo completo al trading, es imprescindible. Y para ello necesitas un respaldo económico que te deje vivir varios años sin trabajar y también que te permita sacar x dinero para abrir una cuenta para operar. Decir que este dinero no lo podrás tocar ya que es un fijo que te permitirá sacar las ganancias. Cuanto más puedas aportar mejor.

Y ni que decir tiene que desde ese mismo instante la conservación del capital existente primará por encima de cualquier cosa. Es nuestra materia prima, sin ella se acabó todo. Entonces, la gestión del capital, por medio de stop-loss y la operativa con el número adecuado de contratos, se convierte en la causa principal que el trader que quiera vivir de esta profesión tendrá que resolver primeramente.

Siempre será mejor dejar de ganar que perder. Siempre.

Yo repartí el dinero en 3 cuentas. Primero abrí una para operar con futuros sobre índices y acciones, luego otra para Forex y finalmente una última para CFDs.

Por otra parte, si estás sólo en esta empresa sólo te tendrás a ti como limitación. He conocido a traders en los que la pareja era un impedimento. Y es normal porque estar varios años ganando poco o nada mientras adquieres experiencia no lo soporta todo el mundo.

En mi caso ya tenía experiencia de años, no a tiempo completo claro, pero ya no empezaba de cero, por lo que fue más llevadero. De todas maneras fue mi mujer la que me hizo dar el salto. Sin ella estoy seguro que seguiría ejerciendo mi antigua profesión, una por la seguridad de un puesto fijo y un salario mensual y otra porque me sentía muy a gusto con mis compañeras.

Económicamente, también contaría con la ayuda de mi mujer, la cual se pondría a trabajar si fuese necesario mientras no me consolidaba lo suficiente, aunque no fue necesario.

Mucha gente no se da cuenta de que el trading es una profesión y que al igual que un médico que cursa su carrera de 5 años + MIR + cursos, más la experiencia que empiezas a adquirir una vez que comienzas a trabajar de verdad, esto supone un número de años considerable sin ingresos o casi.

El trading, considerado uno de los oficios más duros del mundo, no se aprende leyendo 4 libros y asistiendo a 2 cursos. La gente se toma el trading como un hobby y es aquí donde está el fallo, no entiendo como no se dan de cuenta.
Luego llegan al mercado y le pasan por encima como una apisonadora, le machacan la cuenta en horas y se quejan de que les vigilan las posiciones y que todo es una trampa.

Por favor, esto no es: «Si sueñas, Loterias del Estado». Si sueñas, te la pegas. El trading es un trabajo de verdad que necesita de muchas horas de práctica, 10.000 aproximadamente.

Como decía el antes médico y ahora famoso trader All Brooks:

«Decide si es un pasatiempo o un trabajo. Si es un pasatiempo, mejor encuentra otro porque este va a resultar muy caro y peligrosamente adictivo».

Las 5 reglas más importantes de un sistema de trading

Estas son las 5 reglas que considero más importantes para un sistema de trading ganador:

Primera. CAPITAL

De cuanto más capital dispongas en tu cuenta de trading más fácil te será sacar los beneficios necesarios para vivir de los mercados.

Operar con más capital significa operar con menos riesgos. Así que, fundamental, el trader debe concentrar todos sus esfuerzos en tratar de operar con el máximo número de contratos y con el mínimo riesgo. Y esto sólo se puede hacer con una cuenta aceptable.

Segunda. ENTRADA

Por experiencia he logrado más aciertos operando con una sola técnica que entrando en todas las oportunidades que me parecían factibles.
El truco está en desarrollar la fuerza mental necesaria para usar sólo y exclusivamente la técnica elegida sin caer en la tentación de recurrir a otras. Sólo centrarse en «refinar» dicha técnica siendo, por supuesto, muy conscientes, de que no existe ni existirá una que nos arroje un porcentaje de aciertos del 100%

Tercera. STOPLOSS

Más necesario y vital que situar el StopLoss es cumplirlo en caso de que sea necesario. Si no eres capaz por tu cuenta tendrás que hacer que se ejecute automáticamente. Las plataformas actuales lo permiten.
Si usas stops mentales corres el riesgo de no ser capaz de cerrar en caso de pérdida y que estas acaben aumentando dramáticamente.

El Stop supondrá un máximo de pérdida del 2% del total de tu cuenta, para la SUMA de todas las operaciones que abras. El 1% sería ideal.

El Stop determinará el número de contratos con los que abrirás una posición. Cuanto más cerca puedas ponerlo más contratos podrás abrir. Pero recuerda que ponerlo más cerca no significa menos pérdidas sino más riesgo a que te barran el stop.
Situar el StopLoss es cuestión de experiencia más que de técnica.

Cuarta.  SALIDA

La más difícil de todas. Todos los traders se empeñan en buscar continuamente la mejor técnica de entrada sin tener en cuenta que el éxito lo da la manera en la que sales de una posición.

Es la cuenta pendiente de todo trader, planificar la salida de una posición.

La salida significa ejecutar bien el StopLoss, el trailing stop o el profit warning.

Quinta.  DISCIPLINA

Desarrollar la capacidad necesaria para aplicar las reglas anteriores es sin duda una labor muy dura. Aquí ya interviene la aptitud mental, la psicología, culpable de nuestros males en el trading. Este apartado depende exclusivamente de cada trader y es fundamental para el funcionamiento de las 4 reglas anteriores

 Resumen. estas 5 reglas se pueden resumir aun más.

Trata de dirigir todo tu esfuerzo en aumentar el número de contratos con los que operas sin aumentar el riesgo.

Busca un sola técnica de entrada y trata de adaptarla a ti, a tu personalidad y mantente fiel a ella. Utilizar más técnicas a la vez lo único que hará será disminuir tu porcentaje de aciertos y que tu cuenta acabe en rojo.

Utiliza un stoploss, para el total de tus operaciones abiertas, de un 2% del capital total de tu cuenta como máximo. La situación del stop respecto al punto de entrada debe marcar el número de contratos con los que abrir la posición.

Dedica más tiempo a practicar la salida de una operación que la apertura de la misma.

Saca de donde sea la fuerza mental necesaria para mantener tus reglas increbantables. Sin disciplina no vivirás del trading.

Aunque estás 5 reglas te parezcan sencillas y más que evidentes, llegar a concretarlas y hacerlas simples requiere de mucha delicadeza para engranarlas de tal manera que funcionen a la perfección.

Cada una de ellas encierra una dificultad enorme tanto en su simplificación como en su ejecución.

Es muy fácil redactarlas y plasmarlas en un papel pero es muy difícil llegar a simplificarlas y aun más complicado asimilarlas por la mente.

Así que, si quieres tener una oportunidad de vivir de este duro pero maravilloso trabajo de trader trata de crear un sistema en base a las reglas anteriores y síguelo mecánicamente como un robot, sin sentimientos de por medio.

Lo más difícil no es crearlas, sino seguirlas. Es en este pequeño detalle en donde está la diferencia. Es la linea que separa a un proyecto de trader de un trader profesional.

¿Cual es la cantidad adecuada para empezar a operar?

1.000, 2.000, 3.000, son cifras para aprender los entresijos del mercado en real, siempre debería ser con un riesgo por operación del 1% del total de la cuenta.

La práctica en real es esencial para llegar algún día a vivir del trading, por lo que dichas cantidades son las ideales para el iniciado, el cual, no debe esperar ganar mucho dinero sino pagar su aprendizaje.
El 1% como stop y el control del número de contratos con un sistema de gestión del riesgo hará que dichas cantidades duren por lo menos lo suficiente como para adquirir una buena base.

No digo que partiendo de 1.000 euros no se pueda conseguir una suma importante de dinero, que no sería lo normal, y seguramente obedeciese a la suerte o a haber tomado más riesgos de los necesarios, pero lo mas lógico sería comenzar a ganar un sueldo con un capital mínimo de 10.000 euros, y aun me parece poco.

Con una cantidad mínima de 10.000 euros y partiendo de un riesgo del 1% del total, y el número de contratos controlados por dicho stop estarás en condiciones de afrontar los dientes de sierra propios de las tendencias evitando que quedes fuera aunque estés en el lado correcto de la tendencia.

El secreto no está por tanto en tratar de acertar con la máxima precisión el mejor punto de entrada sino en situar el stoploss lo suficientemente alejado de dicho punto de entrada para evitar ser barrido aunque estés en el lado bueno de la tendencia.

El 1% de 10.000 son 100 euros y esa cantidad te deja poner el stop a 100 pips o más en muchos de los activos cotizados. Aunque ojo, porque esos 100 pips son para 0.10 contratos por lo que si abrimos una posición con 0.2 contratos el margen de stoploss se reduciría a 50 pips.

Con esto queda claro que para operar con un buen margen de seguridad se necesita cuanta más cantidad de dinero en cuenta mejor.

Yéndonos al gráfico para que se entienda mejor, supongamos que vemos un buen punto de entrada en A (mínimo que puede actuar de soporte) y ponemos el stoploss justo debajo de ese mínimo (punto A).
Como se puede observar la caída que ocurre en el punto B acaba por barrernos el stoploss y sacarnos fuera de una tendencia alcista que habíamos acertado de pleno.

En cambio, con un stop lo suficientemente holgado y limitado en riesgo para nuestra cuenta del 1% podríamos haberlo situado más lejos, concretamente en el «stoplosss 2», aumentando las probabilidades de que dicho stop no nos hubiese saltado dejándonos fuera.

Con esto quiero dejar claro que en una cuenta de 2.000 euros al 1% como stop para la posición abierta no podríamos situarlo tan lejos pues para hacerlo quizás tuviésemos que arriesgar un 5% por poner un ejemplo, y no es eso lo que queremos ni lo más conveniente.

Es verdad que aunque nos salte un stop próximo podremos entrar más arriba pero la mayoría de las veces el miedo a fallar de nuevo o la impresión de que la tendencia ya está muy avanzada evitará hacerlo.

Supongamos ahora que hacemos otra operación. En este caso abrimos al alza en el punto B. Veis que no hemos aproximado para nada en el timing  y sin embargo luego puede apreciarse que la cotización sigue subiendo dándonos buenos beneficios. Eso si, si hemos sabido poner el stoploss, porque si lo hemos puesto en el punto F (porque nuestra cuenta es pequeña y no da para ponerlo más lejos) no tardará en ser barrido, mientras que para para una cuenta más grande donde podemos ampliar nuestro margen de seguridad ( stoploss X) dicho stop no llegará a ser tocado y podremos disfrutar de la tendencia a nuestro favor.

Con este post quiero demostrar que no es imposible ganar dinero con una cuenta pequeña, pero quiero recalcar que hay que ajustar mucho mejor los stops y ser más precisos con las entradas con la dificultad que ello conlleva.

Por eso operar , una vez adquirida una experiencia, con una cantidad lo suficientemente grande nos va a dar muchas ventajas para ganar arriesgando lo mínimo que es de lo que se trata.

O sea, y para que quede claro,con una aceptable cantidad de dinero podemos operar con una buena cantidad de contratos arriesgando lo mínimo posible. Esta sería la situación ideal para empezar a vivir del trading.