Mentalízate de que las buenas operaciones van a ser muy pocas

Muchas de las entradas que se hacen en el gráfico tienen el inconveniente de que ya han recorrido un tramo de la tendencia a la hora de entrar por lo que se han comido parte de los beneficios posibles.

Por otro lado, a la hora de salir, como siempre esperamos una confirmación, pues también se nos va en ello otra parte más de los beneficios con lo cual es la zona central del movimiento la parte más importante, la que va a determinar la calidad de la operación ya que en movimientos cortos se va “lo comido por lo servido” pues al entrar tarde y salir tarde la operación queda neutra o casi siempre en negativo.

Es por esto que no sirve estar operando continuamente para enriquecer al broker a comisiones, sino que tenemos que esperar por esa tendencia que va a durar el tiempo necesario a nuestro favor como para generar un capital importante sin que echemos de menos el dinero que se nos resta en la entrada y en la salida.

Por tanto, volvemos a lo mismo:

  • Hay que dejar correr la operación, mucho más de lo que lo haces.
  • Tienes que prepararte mentalmente de que las buenas operaciones van a ser las menos y las malas van a ser las más. No pretendas ganar en todas, puesto que no hay muchas tendencias primarias y esto es porque duran mucho en el tiempo, lo suficiente como para entrar y no estar pendiente a cada rato de la operación.

Gestiona la operación, entra y deja correr. Si salta el stop no es la operación que estabas esperando. Fallarás pero habrás perdido muy poco, lo suficiente como para seguir conservando casi todo el capital y recuperarte rápido de las pérdidas cuando llegue tu oportunidad.

La cuestión es que incluso los traders que pierden poco dinero cada vez que fallan no logran ser consistentes por el motivo en que cuando aciertan con la tendencia buena no la dejan correr lo suficiente (generalmente por miedo a perder los beneficios acumulados. Ante cualquier retroceso cierran).

Así que se encuentran con que pierden poco cuando lo hacen pero, incomprensiblemente, también ganan poco cuando están en lo cierto.

NO hace falta hacer muchos números ni ser muy despierto. Si no dejas correr las ganancias es imposible hacer crecer la cuenta.

Pero bueno, no hay que criticar ni ponerle pegas a estos traders. Dejar correr las ganancias y saber donde salir es, sin duda alguna, la parte más difícil de la operativa y la más difícil de controlar pues las tendencias nunca duran lo mismo, nunca sabes donde se va a cortar.

Y profundizamos aun más si cabe:
Si dejar correr ganancias es la penúltima etapa del periplo del trader, acertar la salida es la última.