Los celos del trading

Al principio, el trading es sumamente celoso. Requiere todo tu tiempo para él.

Se comenta que se necesitan unas 10.000 horas para dominar la profesión. Esto son 5 años a jornada completa de unas 8 horas.

Claro que la materia prima para operar en los mercados financieros es el dinero, por lo que es necesario un colchón para vivir y para operar a la vez.

Es por esto que la mayoría de los traders conjugan, al principio, trabajo habitual + trading.

Es algo totalmente compatible sólo que el tiempo de aprendizaje se alargará de manera proporcional por lo que si sólo puedes dedicarle 4 horas al día, el proceso se alargará 10 años y así sucesivamente…

Por lo tanto, como he dicho al comienzo, el trading requerirá de todo tu tiempo en el período de aprendizaje.

Es sólo tras ese aprendizaje cuando, “en un acto de confianza” irá dejándote más libre, muy poco a poco, hasta lograr casi la total independencia y la libertad plena.

Y es ahí cuando dispondrás del tiempo suficiente para combinar trading con hobbies, viajes, familia, y por qué no, incluso un segundo trabajo paralelo que te llene.