La importancia de eliminar al máximo las operaciones negativas

Una vez comprendí que, para ser consistente, la gestión del dinero y de la operación era fundamental, decidí centrarme en eliminar todo aquello que suponía un quebranto para la cuenta.

Una vez comprendí que, para ser consistente, la gestión del dinero y de la operación era fundamental, decidí centrarme en eliminar todo aquello que suponía un quebranto para la cuenta.

Por lo tanto tomé las siguientes decisiones:

  • Abrir posiciones teniendo en cuenta sólo un par de señales, aquellas que mejor rendimiento me habían ofrecido. Esta acción eliminó de un plumazo todas aquellas operaciones que sólo eran ruído o que sólo me ofrecían beneficios muy de vez en cuando.
  • Arriesgar menos de un 0´5%, del total de mi cuenta, por operación abierta. De esta forma, aunque tuviese operaciones negativas consecutivas, llegaba un momento en que una de las posiciones siempre neutralizaba aquellas en las que había saltado el stop y ponía la balanza a mi favor. Este fue un ajuste importante en mi operativa, pero no definitivo.
  • Disminuir el número de operaciones negativas. Esto lo conseguí subiendo a Break Even cuando lo consideraba necesario. Entiéndase que no inmediatamente cuando los números se ponían en verde, sino cuando ya había unas ganancias importantes que sugerían que el precio no iba a retroceder.

Por lo tanto, no sólo influyó el hacer más pequeñas mis pérdidas sino en eliminarlas.

A partir de ahí, acumular más capital en mi cuenta permitió que cada vez pudiese operar con más lotes manteniendo el mismo riesgo por operación.

El Trading en el mercado de divisas o derivados financieros supone un alto nivel de riesgo y puede no ser adecuado para todos, no invierta capital que no pueda permitirse perder. El contenido de esta web y los servicios que se ofrecen no pretenden ser, no son y no pueden considerarse en ningún caso, asesoramiento en materia de inversión ni de ningún otro tipo de asesoramiento financiero, ni puede servir de base para ningún contrato, compromiso o decisión de ningún tipo.