¿Aun operas contra-tendencia?

Tenemos un sesgo claramente de aspecto psicológico que consiste básicamente en entrar a la contra de todo aquello que experimenta un movimiento a favor.

Cuando se implanta una tendencia esta siempre suele durar más en el tiempo de lo que esperamos:

…ahora se va a dar la vuelta, ahora se va a dar la vuelta…pero nunca se la da

Todo ese tiempo que estás esperando a que un mercado gire es todo un tiempo precioso que estás perdiendo para entrar a favor. Estás perdiendo múltiples oportunidades por esperar una sola, la de giro.

Y lo que es peor, seguramente estarás aun encima entrando en el mercado a la contra, con sus consiguientes “bocados” a tu cuenta.

Cuando hay una tendencia establecida lo mejor que puedes hacer es esperar un retroceso de esta para entrar a favor de la misma.

Por tanto:

– cada vez que hay una tendencia, por ejemplo alcista, si entras a la contra en cada resistencia que te encuentras estás operando contratendencia.

– e igualmente, si entras a la contra en cada soporte, en una tendencia bajista, estás operando contratendencia.

Muchas veces los precios se paran en los soportes y en las resistencias, y puede que obtengas un “pellizco” pero haciéndolo así no estás operando de la forma correcta sino como el mercado quiere que lo hagas.

Constantemente te tiende trampas para que entres a la contra y como he dicho, las más frecuentes que muestra son los soportes y las resistencias.

La  prueba está en que la inmensa mayoría de tus operaciones son entradas con esta particularidad.

Así que, cuando la tendencia esté establecida no intentes buscar, como casi todos los traders perdedores, un soporte o una resistencia para entrar (dependiendo de si el precio se mueve hacia abajo o hacia arriba), ten la fuerza de voluntad de esperar a que ese movimiento en contra que se da en casi todos los soportes y resistencias finalice y entra de nuevo a favor de la tendencia.