Categorías
Trading

Tratar de abarcarlo todo aumentará tu período de aprendizaje

Hay una diferencia sustancial entre leer un libro al completo, por ejemplo, a informarnos adecuadamente con los que realmente nos atañe.

Cuando lees un libro, o cualquier otra publicación, lo normal es que lo hagas de principio a fin con lo cual absorberás un 95% de información que no te va a servir, en mucho, para lograr tus pretensiones.

Tiempo perdido.

Puede que logres globalizar tus conocimientos al respecto pero, realmente, no te estás centralizando en lo que realmente buscas o te importa.

Partiendo siempre de la premisa de que no tenemos tiempo para todo, de que debemos ir al grano, hay que tener consciencia en que el camino más recto es aquel que va resolviendo las dudas planteadas.

O sea, si observas un vídeo, lees un libro, un manual…. simplemente no estás siguiendo «la línea».

Más bien, dicha «línea» se convierte, en vez de «algo» más o menos recto, en un zig-zag que se empeña en dar un rodeo hacia la consecución de nuestro objetivo.

Por lo tanto, el trader debe saber lo que necesita, debe saber qué información debe buscar.

Si está operando el S&P, no le importa para nada leer todo aquello que está ocurriendo con la economía brasileña…

Si está operando el petróleo no le interesa saber lo que ocurre con la bolsa de Japón sino que debe ceñirse a toda aquella información que pueda variar el rumbo del activo en el cual opera.

Si su problema es la gestión del dinero, de nada le vale perder el tiempo leyendo un manual de análisis técnico o todo un libro que habla de todas las diferentes partes que involucran al trading.

Por lo tanto, hay que ajustarse sólo a lo estrictamente necesario sin perder el tiempo con tareas o informaciones que no nos harán progresar en línea recta, que es lo que pretendemos para acortar el período de aprendizaje.

Y si no sabes muy bien lo que debes de hacer primero, siéntate y medita porque la mente es la que organiza las tareas prioritarias. El cuerpo, es luego quién las ejecuta.

Categorías
Trading

No salir y entrar en las inversiones

No salir y entrar en las inversiones

Lo peor que se puede hacer durante una fase de ventas es intentar cronometrar al mercado: “Cuando los inversores intentan acertar con los tiempos del mercado y entran y salen de sus inversiones, corren el riesgo de erosionar las rentabilidades futuras, ya que se pueden perder los días de mayor recuperación del mercado y las oportunidades de compra más atractivas que generalmente aparecen en fases de volatilidad”, _ Fidelity

Del decálogo que esta gestora ha publicado me quedo con el punto que he reflejado en el inicio de este post.

«Cronometrar al mercado»

o lo que es parecido

«Timing de mercado»

VIGILAR – GESTIONAR – ENTRAR – «OLVIDAR»

Esta es, para mí, la secuencia perfecta a la hora de operar.

  • Observar al mercado para ver cuando nos brinda la ocasión
  • Aplicar la gestión del riesgo a nuestra operación
  • Abrir la operación
  • Olvidarse de ella.

Cuando digo «olvidarse de ella» es en el sentido de aprovecharse al máximo de todo el recorrido que puede avanzar una tendencia primaria.

Y aprovecharse al máximo de ese recorrido requiere soportar con tranquilidad todos los retrocesos sin caer en la tentación de aprovecharse de los recortes, en contra de la tendencia primaria, para intentar obtener un dinero extra, por lo que sino lo que sucederá como bien dice Fidelity: correrás el riesgo de erosionar las rentabilidades futuras.

Tan fácil de ver, tan difícil de hacer.

Creo que la mayoría de los traders intuyen como se gana el dinero en el mercado, claro que no todos tienen la suficiente paciencia como para pasar largos períodos de inactividad para lograrlo.

Por lo tanto, cabe distinguir 2 tipos de traders:

  • Los que le gusta la acción
  • Los que ganan dinero

«Aguantar la posición en el tiempo es el único secreto»

Categorías
Trading

¿Qué es lo más importante en el trading después del capital?

En el artículo…

¿Por qué es tan importante el capital de una cuenta?

… había expresado la necesidad de contar con cuanto más capital mejor para poder desarrollar, con garantías, la estrategia de trading.

Se veía en el gráfico el importe y la diferencia del resultado de operar con 0,01 lotes a operar con 1.

Por lo tanto, el capital total de una cuenta de trading se convierte en el pilar fundamental.

¿Y cual es el segundo?

Pues este viene de la magia de la adicción de nuevas posiciones a la inicial.

Si volvemos al gráfico donde operábamos con un sólo lote, podemos calcular lo que ganaríamos, más o menos, a mayores, añadiendo sucesivas operaciones a la primera hecha.

cad

Por ejemplo: si añadimos 3 posiciones en los diferentes puntos A,B y C (de 0,5 lotes cada una), daría lugar a unas ganancias sobre los 30.000 € que nos proporcionó la primera operación de:

A – 11.900€

B – 7.000€

C – 4.100€

que sumadas a la inicial hacen un total de 53.000€ ~

Hay que decir que todo ello es variable, por supuesto.

Y también, que si decidimos reinvertir todos o parte de los beneficios, en plan interés compuesto, nada que ver con el poder capital que tendremos para las próximas operaciones si nos centramos en que haremos operaciones con mayor número de lotes, con lo que ello conlleva, y, por supuesto, manteniendo siempre el mismo riesgo.

Categorías
Trading

¿Por qué es tan importante el capital total de una cuenta?

Siempre comento que a mayor capital mejor podemos hacer las cosas. Mejor podemos aplicar la estrategia. Esto es, principalmente porque:

  • Puedes poner el stop-loss donde te convenga.
  • Arriesgar un pequeño porcentaje de capital sin perder poder de apalancamiento.
  • Porque podrás operar en cualquier Time Frame donde hayas visto la ocasión.
  • Porque podrás operar con un número de lotes suficiente para que un pequeño recorrido de la tendencia genere unas importantes ganancias.

Veamos una esclarecedora imagen:

usdcad

Si hubiésemos abierto una operación alcista (donde marca la flecha blanca) y dejásemos correr hasta la negra, para 0,01 lotes habríamos conseguido en 3 años 290 €.

La cosa cambiaría mucho si hubiésemos podido operar con 1 lote, como se puede comprobar en la siguiente imagen:

usdcad

Casi 30.000 €.

Por lo tanto, el capital lo es todo en el trading. Cuanto más mejor.

Categorías
Trading

Manipulación en el mercado

«Bueno la primera cosa es que el mercado es algo que está perfectamente manipulado al milímetro. Parece aleatorio, pero no lo es.
El mercado es el gato y nosotros los ratones. El gato trata de cazar al ratón. Está continuamente tratando de engañarnos. Aquí hay que ser
por lo menos listos. Yo para entrar siempre espero tres movimientos a partir de la primera intención.
El que manda no es la conciencia sino el inconsciente. El miedo es un deseo. En este país no tenemos cultura psicoanalítica, yo el primero, en ello estoy. Para acceder al inconsciente es complicado, es un trabajo arduo. El inconsciente es muy cabrón. Hay que leer al maestro Freud.

Debemos sacarnos de la cabeza que nadie sabe lo que va hacer el mercado, eso es mentira, siempre hay alguien que lo sabe que es el que lo dirige y elige el timing.»

 

Respuesta para Rafael:
Bueno Rafael, yo pienso que el mercado no presenta esa manipulación que tu dices, aunque sí estoy de acuerdo en que en ocasiones puntuales pueda haber alguien que sepa más que los demás.
La verdad es que nos quedamos protestando por eso, por el trading se alta frecuencia, etc, pero lo cierto es que los gráficos siguen dibujándose para todos y se siguen creando tendencias, tanto alcistas como bajistas, y en esas debemos quedarnos y aprovecharnos de ello.
No nos importa por tanto si mueven los hilos o no sino que los movimientos siguen produciéndose y que nosotros, los traders, estamos aquí para aprovecharnos de ello.
¿Para quién es faltal la manipulación?
Para los traders que operan con sistemas automáticos ya que verán imposible dibujar una estrategia válida.
¿Para quién es buena?
Para los traders discreccionales que sólo buscan oportunidad.
Categorías
Trading

Cómo se opera una tendencia primaria

En mis tiempos operé en intradía.

Tengo bastante experiencia en este plazo de tiempo.

Considero que hay traders que tienen mucha más que yo, muchísima más.

Pero estoy en condiciones como para afirmar que no hay ningún trader intradía que gane dinero consistentemente, ni mucho menos para vivir de un sueldo mensual producto de sus operaciones.

Sí los hay que han ganado mucho dinero, puntualmente, en un momento determinado, operando muy apalancados.

Dinero incluso para retirarse. Pero vamos, como puede ocurrir jugando a lotería, sólo que con mucho más riesgo.

Así que considero que el trader intradia no gana dinero consistentemete, y que sí lo hace el trader que opera a largo plazo.

Operar intradía es el anti-trading.

Entonces, el verdadero dinero viene únicamente de unas pocas operaciones, las que procura la operativa a largo.

Esas operaciones vienen de posiciones abiertas a favor de la tendencia primaria (tendencia que puede durar semanas o incluso meses). O sea, no se trata de lograr un importe fijo y diario de dinero, como en el trading intradía, sino de que ese dinero se vaya acumulando en el tiempo, a nuestro favor, y en base a aguantar la posición en beneficios y a añadir más posiciones, si es el caso, sobre la originaria.

Por lo tanto, todo acaba reducido a:

  • Observar el mercado con la paciencia necesaria para identificar esa tendencia primaria.
  • Abrir una primera posición tratando de engancharse a ella.
  • Añadir más posiciones a la inicial, y, sobre todo, tras un retroceso de la tendencia.

Vuelvo a recalcar: EL DINERO SE HACE EN LA PACIENCIA.

Incluso cuentas pequeñas verán incrementado su valor, espectacularmente, si no tienen prisa en cortar las ganancias, y si se emplea una parte o toda, de ellos, en reinvertirlos para obtener los beneficios del interés compuesto.

En serio que se puede crear un gran capital partiendo de una pequeña cuenta, tan solo con localizar la tendencia primaria, asirse a ella, añadiendo más posiciones sobre beneficios, y dejándola correr.

No tratamos de salirnos nada más obtenido un beneficio pequeño.

No hay que contentarse con sólo una porción de la tarta.

Si te conformas con 100 nunca conseguirás 5.000.

Puede parecer que no trabajamos. Pero es que de eso se trata. El trading es un oficio totalmente diferente de los demás. Cuanto menos te esfuerzas, cuanto menos participas, cuanto más grande es tu inactividad…más ganas.

No puedes coger todos los zig-zags que te ofrece el mercado. No puedes coger todos los tramos de subidas y de bajadas.

Y aunque seleccionaras tus entradas, nunca sabrás, a la hora de entrar en el mercado, qué operaciones van a darte los beneficios que buscas. Seguramente encontrarás muchas más operaciones negativas que positivas.

Por lo tanto, tengas el dinero que tengas en tu cuenta (eso sí, hay que hacer la gestión correctamente) es factible hacerla crecer, como dije en un principio, si te enganchas a la tendencia primaria y te olvidas del mercado. Que haga lo que le apetezca.

Total, ¡lo va a hacer igual…!

El stop te protege.

En un lado estarán las pérdidas y en el otro las ganancias.

Las primeras hay que cortarlas, y las segundas, hay que dajarlas.

Lo que vale es que el saldo entre operaciones negativas y positivas acabe a nuestro favor y no, como muchos traders se empecinan, en tener el mayor % de operaciones positivas posible.

Puedes ser consistente incluso con una tasa de acierto por debajo del 40%.

Y puedes no ser consistente incluso con una tasa de acierto superior al 80%.

Como veis, no hay nada concreto en el trading, todo está entre tinieblas. Es por esto que me «enfado» con los traders que aun se mueven en la fase de andar buscando el sistema automático que, «automáticamente» les ofrezca una señal de entrada y otra de salida y, que, aun encima, acierte siempre.

Esto no funciona así. Hay partes de la operativa que sólo dependen de la pericia del trader.

Y el que busque la solución en un libro o en un curso, va dado.

Esa pericia, a la que nombro, sólo se consigue tras muchas horas de experiencia.

NO la puedes transferir ni te la pueden transferir.

Es personal e intrasferible.

Una sóla operación puede retirarte:

  • Si eres capaz de engacharte a la tendencia primaria.
  • Si eres capaz de no cerrarla antes de tiempo.
  • Si tienes capital como para poder operar con los lotes suficientes. (El porcentaje de riesgo y la gestión son innegociables).

0,01 lotes x 1.291 puntos son = 60 € ~

0,01 lotes es lo mínimo con lo que se puede operar.

Si nos vamos a 0,10 lotes, las ganancias ya son de 600 €

Si nos vamos a 1 lote, ya son 6.000 €

Y si ya nos vamos a 4 lotes, pues llegamos a los 24.000 €

Pero atentos.

En estos beneficios aun no le hemos añadido lo mejor:

  • Una tendencia primaria te permite añadir más lotes sobre la posición inicial (algo que no puedes hacer operando intradía), con lo que las ganancias se multiplican de manera importante.
  • La tendencia sigue avanzando en el tiempo por lo que esos 1.200 puntos que llevas ahora de beneficio pueden convertirse en 4.000.

¡ Súmalo todo y cierra los ojos !

¡ Añade los beneficios que te proporcionan las nuevas posiciones !

No se si esta operación saldrá bien, nadie lo sabe.

Pero lo que si se es que si esta es una tendencia primaria voy a acumular mucho capital.

También se que si no lo es, voy a perder muy poco.

Sólo quedará el resquemor de decir: «Si hubiese cerrado antes»

Pero esta etapa ya la he superado.

NO sufro en absoluto.

Será que era una porción de la tarta y no todo el pastel.

Y también se, que tarde o temprano, si esta operación que tengo abierta acaba mal, engancharé esa tendencia primaria que me va a dar suculentas ganancias.

Y, mientras tanto, mientras no aparece, mientras no logro engancharme a ella, voy a perder muy poco en cada operación.

Por lo tanto, e insistiendo en más de lo mismo:

  • Gestiona tu operación teniendo en cuenta la suma de tu capital total disponible para operar.
  • Abre la operación
  • Deja correr
  • Añade más en los retrocesos si esta se mueve a tu favor
  • Deja correr
  • Y cuando vayas a cerrar, sube los stops de todas tus posiciones, cediéndole una parte de tus beneficios al mercado con la idea de seguir acumulando más.
    Nunca sabrás hasta donde podrá llegar una tendencia primaria (no tomes como referencia ningún soporte ni ninguna resistencia para cerrar).
    Así que, no salgas del mercado, deja que él te expulse.
Categorías
Trading

El trading es un estado mental

Una cosa es saber lo que tienes que hacer y otra…hacerlo.

Y esta situación se da muy a menudo en el trading cuando operamos.

Tenemos perfectamente definidas nuestras reglas pero cuando llega el momento de ejecutarlas…la cosa cambia.

Por ejemplo:

Una de nuestras reglas es desconectar de todo aquello que signifique «mercados» tras cerrar la jornada de trading.

Sabemos que seguir conectado significa estar abstraido de todo lo que nos rodea.

Sabemos que seguir cavilando fuera de horas de trading lo único que nos trae es embotar más la mente, sin dejarla descansar, por lo que se agotará sin resultado alguno ya que esta necesita periodos de descanso y distracción para procesar la información adecuadamente.

Sin embargo, y aun sabiendo lo que tenemos que hacer, una vez acabada la jornada, una vez con los amigos o paseando con la pareja, seguimos dándole vueltas, por lo que no estamos aquí ni allá.

Comprendemos que es necesario desconectar pero no lo hacemos, ¿por qué?.

Pues porque no le damos la orden al cerebro para ello.

Si cada vez que nos viniese un pensamiento sobre trading fuera de horas de trabajo, lo «desechásemos» estaríamos haciendo lo adecuado. Esta es la manera. No dejarse llevar por los caprichos de la mente.

Hay muchos ejemplos como el anterior:

– Resulta que tenemos previsto abrir la posición cuando se forme por completo la vela del Time Frame en el que hemos visto la ocasión, pero entramos antes de que se complete porque damos por seguro que así lo hará.

¿ A quién no le ha pasado esto?. Y justo cuando está a punto de cerrarse la vela en el minutaje elegido, se da la vuelta y se deshace la figura.

Sucede lo mismo operando en los soportes y resistencias. Entramos cuando la cotización los sobrepasa en un Time Frame en concreto y resulta que antes de que se acabe el período de tiempo se da la vuelta y no lo supera, viéndonos envueltos en un movimiento a la inversa y en nuestra contra.

Por consiguente, lo que quiero tratar de hacer comprender es que la mayor parte de los errores que tenemos en nuestra operativa no es por no tener las reglas adecuadas. Casi todos los traders sabemos lo que hay que hacer para que nuestro trading funcione.

Sin embargo, por una cosa u otra, no lo hacemos.

Y ya no voy a hablar, por poner otro de los innumerables ejemplos, de la cantidad de traders que ponen un stop pero no lo respetan.

Este es otro ejemplo más de como la mente manda sobre nuestros actos.

Tienes que evitarlo.

Decirle que no.

Pensar en otra cosa cuando la duda aceche.

A la mente hay que educarla, y si te ha sucedido alguno de los casos anteriores u otros parecidos, reeduca tu mente, prográmala.

Visualiza, fuera de horas de trading, ese patrón que te supera, de manera que la mente aprenda como lo tiene que ejecutar cada vez que surja , sin que te haga dudar.

En el trading también existe el ángel bueno y el ángel malo.

«Antes de vencer al mercado tienes que vencerte a ti mismo»

Categorías
Trading

Centrándose en el activo operado

El proceso de simplificación del sistema de trading continúa una vez abierta la operación.

Hemos dicho que el trader, debido a su carácter especulador, no diversifica sino que concentra todo el potencial que le ofrece su capital en un sólo activo.

Le protege la gestión. Nunca pierde más del porcentaje pactado.

Por tanto, cuando abre una operación en un activo en concreto, sus ojos estarán prácticamente puestos en todo lo que pueda afectar al movimiento de ese activo en cuestión, tanto macro como técnico.

O sea, todo se concentrará en:

  • Esperar por el lugar más adecuado para ir incrementando las posiciones, siempre a favor de beneficios claro.
  • Buscar síntomas de debilidad en la tendencia marcando el momento de salirse de ella.

Es frecuente, en el trader, el buscar un soporte (si opera a la baja) o una resistencia (si opera al alza) para poner límite al recorrido de su posición.

Es un error de principiante, puesto que una tendencia primaria suele saltarse todos los obstáculos que encuentra a su paso.

Este error es más bien psicológico y obedece a que el precio suele retroceder, en mayor o menor grado, una vez alcanzado dicho soporte o resistencia.
No hay muchos traders capaces de soportar el retroceso de sus beneficios sin cerrar. Es por eso que, tampoco, hay muchos traders consistentes.

El tiempo es el peor enemigo del trader que tiene su posición en verde. Está deseando ver los beneficios reflejados en su cuenta y se apresura a cerrar para confirmarlo.

Pero el dinero se hace en la paciencia, en soportar los retrocesos de los beneficios. Más bien, se deberían aprovechar dichos retrocesos para añadir más posiciones. El trading es un negocio, no un juego.

Sin duda alguna, dejar correr las ganancias es la parte del trading que distingue a los traders consistentes de los que no lo son.

De hecho, un trader que use el trailing-stop para proteger sus beneficios nunca será consistente. La pérdida se asume, es parte del juego.

Categorías
Trading

Rutina + Constancia = Resultados

Hay 2 hándicaps a superar a la hora de realizar una rutina con constancia:

  • El sucumbir a todas las distracciones placenteras que hoy en día nos rodean
  • Tratar de buscar lo «imbuscable»

Cuando has establecido una lista de tareas a realizar diariamente, pues es eso lo que tienes que hacer, repetirlas un día sí y otro también. Es sólo de esta manera como se automatizan y se perfeccionan.

«La constancia lo abarca todo».

Los primeros resultados tardan en aparecen, es por esto que la mayoría de la gente empieza algo y no lo termina.

Es fácil comprobar esto cada nuevo año cuando las personas se empeñan en hacer una dieta, aprender inglés, dejar de fumar… Sólo se trata de un «ímpetu» de poca duración en el tiempo.

Casi todos abandonan cuando no consiguen resultados inmediatos.

Por lo tanto, escribir una lista de tareas a realizar diariamente, girando en torno al objetivo principal, se convierte en algo primordial, como también lo es el seguir haciéndolas en el tiempo para que se concreten los resultados.

Buscar algo mejor de lo que tenemos, sin practicar la rutina elaborada, sólo nos lleva a empezar y empezar continuamente una tarea tras otra por lo que sólo avanzaremos un tramo del camino durante todas las ocasiones en las que reiniciemos.

«Un camino de 1.000 kms. empieza con un paso»