Categorías
Trading

Modelo base de un sistema de trading ganador con salida de una posición en ganancias

Hay mucha información sobre trading en la red. Sobreinformación que diría yo.

Toda esa información hay que probarla, cribarla y quedarse con la esencia.

Pero hacerlo cuesta mucho tiempo, y es una de las causas por las que un trader debe dedicarse a ello a tiempo completo.

Como se suele decir: «Es fácil cuando se sabe hacer», pero mientras no se sabe el sacrificio suele ser intenso y con tendencia al desánimo.

Muchas veces puede que leas las premisas correctas sólo que suelen estar desperdigadas y te tocará a ti unirlas para crear tu sistema.

Es fácil equivocarse de sendero, por eso lo vital de la persistencia para resetearte y volver a insistir una y otra vez hasta que das con el camino correcto.

En mi caso, la esencia de mi sistema de trading es el siguiente:

Búsqueda: sin duda el objetivo principal de un trader es evitar la sobreoperación. Poder decirle NO al mercado es su principal baza.
Es, sin duda la sección del sistema de trading que más tiempo mantiene ocupado al especulador.

Rastrear y rastrear esperando con paciencia a que aparezca la oportunidad. Cuando llega la sientes, es como un toque de tu intuición. (Estoy hablando del trader discrecional).

Puede ser por medio del análisis técnico o por medio de catalizadores pero el trader debe sentir la oportunidad y eso sólo se lo dará la experiencia, la acumulación de horas de vuelo. Cuantas más horas, más claras y más frecuentes serán las buenas señales.

Una vez fijada la oportunidad viene lo más fácil.

Stop-loss: en mi caso tiene que ser, como máximo, el 1% del total de la cuenta. Y ponerlo lo más alejado que pueda para aguantar retrocesos y barridos del mercado.

Nº de lotes: cuando calculas el 1% del total de tu cuenta y ya sabes donde vas a poner el stop será la distancia de este al punto de entrada el que determinará el número exacto de lotes con los que vas a entrar.

Break Even: cuando las ganancias son consistentes es lógico subir el stop a B.E, pero sólo cuando la cotización está lo suficientemente alejada.

El stop siempre lo mantengo alejado incluso cuando hago trailing stop. No quiero que cualquier retroceso me saque de la tendencia.

Promediar: Estamos hablando de promediar a favor, en contra de lo que hacen los traders perdedores cuando están perdiendo. Y esto se hace siempre sobre ganancias para que en el caso de que la cotización retroceda y se cierre la posición este se haga sobre beneficios de manera que el capital inicial siempre permanecerá intacto pase lo que pase.

Salida: ahora si viene lo realmente duro. Hasta aquí cualquier trader con media experiencia puede hacer las cosas bien ya que se trata de procesos mecánicos y repetitivos que provienen del calculo.

Pero en el caso de la salida, donde reside la linea entre ser un trader consistente u otro que no, ya es harina de otro costal. Esta sección es prácticamente pura psicología. Es chocar de frente contra nuestros sentidos naturales, en concreto el miedo.

La inmensa mayoría de traders buscan un objetivo pero no reparan que sólo por el hecho de buscar un objetivo están cortando las ganancias, están recortando las posibilidades de incrementar su cuenta.

Puede que le salga bien en diversas ocasiones pero cuando buscas un objetivo no dejas correr los beneficios.

Si estás alcista cerrarás en la primera resistencia y si estás bajista en el primer soporte. El trader no cae en que los soportes y resistencias también se rompen y eso es lo que debe buscar, que se rompan.

Para que un trader, que opere por objetivos, pueda ser consistente tiene que tener un % de fiabilidad sobrenatural porque sino, al operar buscando un objetivo y no dejando correr las ganancias, la suma de las operaciones en las que tenga pérdidas acabarán lacrando primero los beneficios y luego la cuenta.

Hay poquísimos traders que sepan o sean capaces de dejar correr la posición de ahí que el 95% sean netamente perdedores.

Pero, ¿Por qué es tan difícil esta última fase de salida de una operación en positivo?

A) Objetivo: el trader necesita certezas por eso busca un objetivo. Un día, hace ya tiempo, me ofrecieron trabajar en un broker (era y es un banco) como trader.

Cuando el director insistió en que pusiera un objetivo de ganancias a mis operaciones lo primero que hice fue rechazar el puesto. Lo siento, no soy adivino para saber donde va a pararse el precio. Yo no funciono así, es el mercado el que marca mi objetivo y no yo.

B) Miedo: cada vez que el trader tiene una operación en positivo, no debe de seguirla al minuto (la presión psicológica que ejercerá el EGO para cerrar la posición aumentará progresivamente según vayan aumentando las ganancias).

Por lo tanto, cuando las ganancias son abundantes, cualquier pequeño retroceso hará que nuestro dedo vaya directo hacia el ratón para cerrar la posición.

En ese momento el alivio y la satisfacción será grande pero se tornará desesperación cuando contemplemos como la cotización sigue nuevamente su curso y nos empezamos a lamentar del dinero que hemos dejado de ganar.

¿A quien no le ha sucedido que después de cerrar una posición en ganancias esta sigue adelante dejando de ganar un buen dinero?

Esto es porque las tendencias siempre duran más de lo que pensamos y porque es más mucho más difícil que la cotización se de justo la vuelta donde hemos cerrado que apostar a que siga adelante.

C) Muchas operaciones con pequeñas pérdidas y pocas pero con grandes ganancias: el deseo mayor de un trader es acertar en todas las operaciones. No ve la operativa como un «todo», como que el resultado final es la diferencia entre pérdidas y ganancias.

Esto se observa principalmente en el historial de los traders novatos, el cual refleja muchas operaciones seguidas positivas con pequeñísimas ganancias en cada una de ellas y pocas con pérdidas pero que son las que le destrozan la cuenta.
El trader consistente sabe que para serlo tiene que actuar justo al revés. Esto es tener muchas operaciones negativas pero con pequeñas pérdidas y pocas positivas pero con grandes ganancias. Pero:

  • ¿Tu sabes lo difícil que es para cualquier trader (para su psique) ir acumulando pérdida tras pérdida, por pequeña que esta sea, esperando la operación ganadora?
  • ¿Eres capaz de acumular 15 operaciones seguidas saltando el stop o incluso más, esperando a que salga la ganadora?
  • ¿Tu sabes lo dificilísimo que es (mentalmente hablando) dejar que los beneficios se reduzcan incluso más de un 50% para tratar de optar a beneficios mayores?

Sin duda la parte de dejar correr las ganancias junto con la salida es la parte más inhóspita del trading.

D) Promediar la posición: el trader ante cualquier retroceso de las ganancias nota que algo le sube por el estómago y en vez de aprovechar el retroceso para promediar a favor, sobre beneficios, lo que hace es cerrar por miedo a perder todo lo acumulado hasta ese momento.

Pues aun no he acabado ya que ahora vienen las 2 leyes más difíciles de llevar a cabo. Si hasta ahora parecía complicado aplicar las reglas anteriores , pues nada que ver con las del punto E y F.

E) Tiempo: el factor tiempo es determinante.
Para cosechar grandes ganancias hay que dejar que el tiempo, moviendo la tendencia a tu favor, prolongue y aumente los beneficios progresivamente.

No te das realmente de la fuerza mental que tienes que desarrollar para evitar cerrar en cada retroceso, en cada posible soporte o resistencia…

Cuando está en positivo, al trader le falta tiempo para cerrar la posición. Está deseando ver materializado el dinero en su cuenta. Y eso es lo primero que debe evitar.

¿Por qué es capaz de aguantar una posición en pérdidas durante meses cuando su intención es que durase unos días y no es de hacer lo mismo con las ganancias?

¿Por qué un trader acumula grandes pérdidas cuando no cierra una posición perdedora? Porque el tiempo que espera para cerrarla corre en su contra.

Si miras tu historial, y tus operaciones positivas duran menos que las negativas lo estás haciendo rematadamente mal.

 F) Dejar que el mercado te expulse: esta ya es la imposible de las imposibles. De nuevo se percibe su dificultad sobre el propio terreno.

Dejar que el mercado sea el que te saque sin cerrar tú la operación ya es el colmo de lo extraordinario, ya es buscar la excelencia como trader.

Dejar que el mercado te expulse supone no quedarte nunca con el último euro (por así decirlo). Como mantienes el trailing-stop alejado, si dejas que el mercado te eche, sin duda vas a perder una parte de las ganancias ya que la cotización para que se cierre la operación tiene que retroceder hacia dicho stop.

Cuando sucede esto, aunque tengas buenas ganancias, te estarás lamentando durante todo el día.
Aquí tienes que acordarte del susodicho refrán bursátil:
«Tratar de ganar el primer y último euro suponen los 2 euros más caros del mundo».

Este dicho es realmente una verdad absoluta.

Pero es que duele tanto ese euro que has dejado de ganar….

Pues bien, si quieres ser un trader consistente procura trabajar la parte mental que influye en la salida de una operación positiva. Visualiza el proceso para que tu mente lo aprenda.
Aun haciendo esto volverás a las andadas, pues el miedo es un sentimiento grabado a fuego en la mente humana, pero la perseverancia a la hora de reeducar el cerebro en este sentido acabará dando sus frutos.

Como ves, el buen trading, las ganancias, no son tan fáciles de lograr como algunos brokers nos sugieren con su publicidad sino que es un proceso realmente duro y muy sacrificado que necesita de mucha pasión para sobreponerse a todas sus exigencias.

Categorías
Trading

Trader, ¿haces camino o lo hacen por ti?

Muchos traders no entienden que el poder vivir del trading, el conseguir ganancias consistentes sea en un porcentaje superior al 95% cuestión de mente… y no estoy hablando de inteligencia.

Voy a intentar explicar el por qué:

cuando investigas el trading a fondo te das cuenta de que hay 2 líneas de investigación posibles:

  1. Contar con la sabiduría popular sobre el tema, o sea, el poder de todas las mentes juntas expresada a través de libros, etc…
  2. Buscar el camino por tu propia cuenta sin ayuda alguna externa. Esto es pureza de investigación sin añadir residuos externos.

Hoy en día se nos habla de trabajar en equipo para conseguir grandes cosas. «La unión hace la fuerza», etc, etc….

Sin embargo, y sin poner en duda lo anterior (según para que) la gran mayoría de los logros e inventos de la humanidad fueron cosa sólo de uno. Baste con informarse un poco para corroborarlo.

Y es que la suma de todas las mentes humanas, es cierto, es un gran poder que puede catapultar los avances, pero a larguísimo plazo.

Más bien lo veo como un proceso más propio de la naturaleza que avanza muy lentamente puesto que tiene tiempo de sobra, al contrario de lo que nos sucede a nosotros de manera individual.

Sólo hay que fijarse en la concepción humana. Millones de espermatozoides para llegar a nacer uno sólo.

Millones de personas en el mundo, pero el verdadero avance de la humanidad depende únicamente de unos pocos, el resto estamos aquí para hacer bulto.

Hay que mirarlo fríamente, la mayoría somos marionetas que nacemos, crecemos, nos desarrollamos (fin principal de la naturaleza) y morimos. Sin más. Podríamos no haber nacido y nadie se habría dado cuenta de nuestra falta en La Tierra.

Pues bien, aunque somos bastantes traders, somos realmente poquísimos los que nos dedicamos a esto por lo que la suma de las mentes de todos los que operamos no es suficiente para avanzar todo lo rápidamente que nos gustaría.

Así que pongamos, que si de los 6.000 millones de habitantes que pueblan La Tierra, el 5% son los que se encargan de nuestro destino y de los verdaderos avances de la humanidad, qué decir de los pocos traders que hay en relación con el total de humanos.

Aunque haya unos pocos traders que destaquen sobre los demás, no van a solucionar nada al resto.

Digamos entonces que: «El tuerto es el rey en el reino de los ciegos»

O para que se entienda un poco mejor, si todos y cada uno de los humanos tuviésemos la oportunidad o viviésemos todos para jugar únicamente al fútbol (estoy hablando de los 6.000 millones) Cristiano y Messi serían jugadores de patio de colegio.

Si aun no se entiende decir que, por la causa que sea, se han perdido auténticos genios en todos los campos profesionales. Porque no han tenido medios, porque sus padres los han encaminado en otra dirección, porque no había las herramientas adecuadas en su entorno para su desarrollo… En fin, por mil y una cosas que se te puedan ocurrir.

Por tanto, si la humanidad se desarrolla muy lentamente que decir del trading que somos muchos menos los que nos dedicamos a ello.

Con esto quiero llegar, y por experiencia comprobada, a dar a entender que seguir a otros traders lo único que hace por ti, y en contra de lo que puedas pensar, es alargar más tu tiempo de aprendizaje.

Es muy entretenido leer y leer libros, y no digo que no, también es muy instructivo, pero no sirve de mucho si no lo pones en práctica. Y no es que me lo haya inventado yo….

«Me lo contaron y lo olvidé; lo vi y lo entendí; lo hice y lo aprendí.» — Confucio

Por tanto, leer es menos trabajo, más ameno y hasta te puede parecer que avanzas más, pero la verdad es que avanzas menos. La linea de avance parece más bien una carretera con curvas muy cerradas.

Lo ideal sería encontrar al verdadero maestro para hacer el camino más corto y más recto, pero no existe o es muy difícil descubrirlo o igual no se muestra, por lo que te dedicas a seguir y a creer a todo aquel que piensas que es un experto.

Y si medianamente lo es pues aun menos mal, pero si no lo es estate seguro que seguirás sus mismos pasos y que llegarás a donde él ha llegado, tanto para bien como para mal.

Pero aun hay más, resulta que aun no han encontrado la pastilla que transmita la experiencia y si la hay que me den una con la de Rafa Nadal, por ejemplo.

Tienes que tener muy claro que el camino más recto es el emprendido por uno mismo. Cuesta más por eso te será muy difícil de recorrer, por eso abandonarás al poco de empezar, por eso te acabarás sumando a ese 95% de la humanidad que no pinta nada…

Yo no subiría al Everest…¡que miedo!, yo no iría al Polo Norte ¡me muero de frío! Yo no iría a la luna ¡A saber que me puede pasar! Yo no iría a descubrir América….

Hay que agradecer, y mucho, a toda la gente, a todos los humanos que han dado su vida o la han arriesgado por el resto de todos nosotros, a aquellos que han hecho el camino en solitario para conseguir lo que tenían marcado en su mente, a aquellos que no se han dado la vuelta para oír a los que le decían que no lo conseguirían.

Estos si son la verdadera cabeza del cometa, el resto sólo somos parte de la cola que la rodea, o no es este tu caso?.

Tenlo claro, si quieres conseguir lo que otros no han conseguido en el trading, sólo depende de ti y no de los demás.

“Nunca andes por el camino trazado, pues te conducirá únicamente
hacia donde los otros fueron” _Graham Bell

Categorías
Trading

¿Qué es lo que funciona en el trading?

Miles de traders buscando, analizando y operando patrones que se repiten en miles de gráficos históricos…

Miles de libros escritos sobre análisis técnico, sobre indicadores y osciladores, pautas temporales…

Cientos de miles de backtestings realizados sobre otros cientos de miles de sistemas automáticos de trading…

Sin embargo, nada de ello funciona, ¿Por qué?

El ser humano siempre busca certezas, siempre está buscando un por qué para las cosas…pero, por desgracia o no, son muchos los fenómenos que se rigen por la aleatoriedad.

En el trading no lo es menos. Son muchos los factores que determinan una tendencia tanto bajista como alcista, y es imposible controlarlos todos. Ninguna computadora puede hacerlo.

Y aun peor, un mismo suceso puede, en un porcentaje muy elevado, no comportarse siempre de la misma manera. O incluso escapársenos el más mínimo detalle y desencadenarse un gran suceso inesperado. Que decir del archisonado «Efecto Mariposa».

De ahí que la solución no esté en un sistema, ni en los patrones, ni en las medias móviles, ni en el RSI, ni en nada….en nada que quiera cazar al mercado.

Por tanto, sólo vale la interpretación correcta de lo que está sucediendo en el mercado y esto sólo se puede obtener mediante el talento natural y el trabajo duro.

Pero teniendo siempre en mente que es algo que no se puede tocar, concretar, formular…es intangible.

Si nos vamos al mundo del deporte os preguntaréis porque unos jugadores son mejores que otros si entrenan de la misma manera y con las mismas técnicas. Si, unos nacen con más talento que otros.

Si trabajas duro y no tienes talento obtienes los resultados que ofrece el trabajo duro, pero si tienes talento y aun encima trabajas duro obtienes resultados excelentes.

Por lo tanto, no te desesperes con lo que acabo decir, no pienses que no ganas porque no tienes talento y que vale más abandonar. NO.

Primeramente pregúntate si el trading es tu pasión y si la respuesta es afirmativa piensa qué es lo que se te da mejor. Ahí puede estar tu talento.
Puede que lo tuyo sean los gráficos, o interpretar las noticias, o los datos, o las fases lunares…¡Qué se yo! Lo que se te de bien.

Busca tu sitio, y si eres Messi no te pongas debajo de la portería.

Categorías
Trading

Las 9 reglas del trader contrarian

Llamemos «trader contrarian» a aquel trader que actúa de forma totalmente contraria a la de un trader perdedor:

  1. Espera a ver clara la oportunidad el tiempo que haga falta sin caer en la perjudicial sobreoperación.
  2. Pone siempre un stop-loss en todas y cada una de las operaciones que abre.
  3. Determina el número de lotes con los que abre una operación teniendo en cuenta el capital total y la distancia que hay desde el punto de entrada al punto de stop.
  4. No opera por objetivos ya que sabe que cuando coge tendencia la cotización ya no vuelve.
  5. Promedia a favor sobre beneficios.
  6. Su historial de operaciones refleja muchas pequeñas operaciones con pérdidas y pocas positivas pero con grandes ganancias.
  7. Muestra el mismo semblante tanto en las pérdidas como en las ganancias.
  8. No siente miedo a la hora de operar ya que comprende que en un lado están las ganancias y en el otro el stop que le protege de las pérdidas.
  9. Tiene la paciencia adecuada para dejar correr las ganancias el tiempo que haga falta sin caer en la tentación de materializar los beneficios.
Categorías
Trading

¿Sientes miedo cada vez que quieres abrir una posición?

Es frecuente que te encuentres con una posible oportunidad y que, mientras te decides a entrar o no, esta ya haya avanzado más de lo que esperabas y acabes por no abrir la operación.

Dicen los expertos: «aquella que dudas esa es la buena».

Pero, ¿por qué dudas?

Sólo es miedo.

Miedo a perder. Has tenido ya tantas pérdidas que cada una añadida te provoca un gran dolor.

Así que dudas mucho a la hora de entrar perdiéndote las mejores oportunidades y cuando decides por fin hacerlo, más de lo mismo, vuelves a perder y los «demonios» suben a tu cabeza.

Primeramente debes ser consciente que no puedes ganar en todas las operaciones que efectúes. Esto que parece evidente no lo es tanto. La mayoría de los traders consideran el buen trading como «no fallar nunca».

Y sin embargo, no es eso lo que cuenta sino que la suma entre pérdidas y ganancias de positivo.

Hay traders consistentes que sólo tienen un 35% de aciertos.

Es como si le dices a un tenista que para vencer tiene que ganar todos los puntos que juegue. Pues en el trading más de lo mismo, básicamente es una cuestión de mentalidad.

Los traders sistemáticos surgen con la esperanza de poner ciertas cotas a los perjuicios psicológicos que tenemos a la hora de operar, entre ellos el miedo.

El objetivo principal de un sistema es eso, entrar y salir mecánicamente en el mercado sin que los sentimientos formen parte alguna del proceso.

Hay muchísimos traders en el mundo operando con sistemas de trading automáticos.

Yo los respeto, yo mismo he pasado por esa etapa que puedes alargar hasta el fin de los días, hasta que bajo mi humilde opinión entendí de alguna manera que no te puedes enfrentar al mercado con ningún sistema de trading y vivir de ello.

Normalmente suele ser al contrario, hay muchos que viven de vender los sistemas de trading que han creado. Es otra forma de vivir del trading pero no es esa la que buscamos, ¡no?.

Por lo tanto llegó un día en que concluí que tratar de enfrentarse al mercado con un sistema de trading automático suponía lo mismo que tratar de ponerle puertas al campo.

Desde el punto de vista que sólo aprendes a ganar aprendiendo a perder me di cuenta que tienes que enfrentarte a los mercados cara a cara. El cerebro humano es muy flexible y aprende de ello. Con las pérdidas aprende donde están los errores para subsanarlos poco a poco y hacerlo cada vez mejor. Nuestra mente es el mejor sistema.

Es de esta manera como se crea el verdadero sistema automático, aprendiendo de los errores, practicando. Es así como llegas a conducir un coche correctamente. Automatizando los movimientos hasta que los haces sin pensar.

El problema es que la mayor parte de los que se acercan al mundo de la especulación quieren ganar ya desde el primer día sin entender que se necesita un aprendizaje previo muy duro y muy largo en el tiempo.

Ya hablé sobre ello en este post. Necesitas 10.000 horas para ser un experto.

Ponle un bisturí en la mano a un aprendiz de cirujano el primer día de clase a ver que hace… Como he dicho antes, todo es un problema de mentalidad. Y es que claro, cuando anda el dinero de por medio afloran todos los sentimientos.

Y hablando de sentimientos y centrándonos en el tema que nos ocupa, el miedo a entrar, decir que el hombre durante millones de años ha vivido con el miedo a cuestas, ha evolucionado gracias al «sentido» del miedo. Es vital comprender esto.

Es vital comprenderlo para darse cuenta del por qué no ganas dinero aun en el trading.

Los 2 principales miedos del trader son:

  1. Miedo a perder
  2. Miedo a ganar

También hablé sobre ello en el post: Miedo a perder y miedo a ganar.

Y es que, lo dicho, ese miedo que nos ha servido para evolucionar, para huir de los males que nos acechan, para enfrentarnos a los peligros del día a día es muy perjudicial para nuestro trading.

Así pues, y aunque respeto a los que operan mediante un sistema de trading decir que la mejor manera de aprender a ganar es operando cara a cara para superar esos miedos:

Si te enfrentas a tus miedos (en este caso miedo a perder) acabarás superándolo pero si no te enfrentas dicho miedo crecerá.

Ahora es cuando estás en disposición de entender frases como:

«El mercado cobra muy caras sus lecciones»

o

«Cuando, pese a todo, se gana dinero en la bolsa, es el salario del dolor, primero llega el sufrimiento y después el dinero” _Kostolany

Categorías
Trading

Cuando dejas correr los beneficios

Cuando tu sistema de trading se basa en dejar correr los beneficios en vez de operar por un objetivo entran en juego diversos factores (la mayoría psicológicos), entre ellos:

  • El tiempo
  • Paciencia
  • Fuerza mental
  • Miedo
  • No materialización de beneficios
  • Disciplina

El tiempo es fundamental a la hora de acumular beneficios. Cuando operas por objetivos sabes que dicho tiempo se reduce mucho y tiene como aliado el espacio temporal en el que haces la operación.

Por lo general, el trader que especula en pos de un objetivo suele hacerlo intradía por lo que opera generalmente en gráficos de 5 minutos y con una gran cantidad de lotes para generar el máximo beneficio en el mínimo tiempo posible.

Para el trader cuya táctica es dejar correr los beneficios el factor tiempo es determinante puesto que es dicho factor y no la cantidad de lotes el que va incrementando las ganancias si la tendencia se mueve a favor de la posición abierta.

O sea, que se va a encontrar con operaciones que van a durar bastante tiempo, sea cual sea el espacio temporal en el que entre.

Así que aquí es donde entra en juego la paciencia para aguantar la presión de ver como los beneficios (que van ascendiendo pero de forma no lineal) avanzan y retroceden siguiendo una tendencia.

Es en los retrocesos donde debe aguantar y donde la fuerza mental para hacerlo hace aparición. Cualquier retroceso va a suponer que al trader le entre miedo a perder lo acumulado y que aumenten las ganas de cerrar la posición para no perder todos los beneficios.

Pero es que esta es una de las características principales de los traders que dejan correr las ganancias: aguantar lo que sea aunque los beneficios se reduzcan en un 50% o incluso en un 100%.
Pero es que es así necesario para poder coger las buenas tendencias, aquellas que no vuelven atrás y que son las que generan con pocas operaciones el crecimiento más importante del capital de la cuenta.

 Pocos traders son capaces de quedarse impasibles viendo como importantes beneficios se reducen a la nada cuando la operación no es la que esperan.

Por supuesto que lo ideal sería recoger los grandes beneficios que dejan las operaciones más importantes y también los de las que no lo son tanto.

Pero ambas cosas son incompatibles, por lo que sólo te quedarán 2 opciones:

  1. Operar por objetivos
  2. Operar dejando correr los beneficios

El problema radical es que nunca sabrás cuanto va a durar la tendencia de ahí que sea muy difícil aprovecharse de las tendencias cortas y largas a la vez.

Categorías
Trading

La mala interpretación de las tendencias en el trading y en cualquier campo de la vida

Quedo muchas veces asombrado como un buen dato de paro, unas buenas ventas de automóviles, o un repunte de la venta de viviendas pone en boca de los medios un giro de tendencia.

Por esta regla de 3 el paro habría cambiado de tendencia en 5 veces, como mínimo, desde el 2008. Lo mismo para la vivienda, etc…

Los humanos tendemos por naturaleza a interpretar cualquier dato en contra de la tendencia establecida como un giro de la misma, como un punto de inflexión.

Esto sucede en la bolsa y demás mercados y es la causa principal de que la mayoría de los traders entren a la contra por creer que la tendencia ha finalizado en vez de interpretar que puede ser un retroceso o descanso de la misma para reanudarse más adelante.

Aquí reside una de las partes más perjudiciales para el trader a la hora de operar: creer siempre que la tendencia gira con cada dato a la contra.

El trader, para llegar a tener ganancias consistentes tiene que luchar contra esta tendencia natural del ser humano. Ya he puesto un claro ejemplo al principio de que no es un rasgo adquirido sino innato.

Por ello me he cansado de repetir en diversos post de este blog que el especulador en los mercados tiene que luchar primeramente contra su propia psique si quiere vencer y vivir del trading.

Es una lucha muy dura pues se trata de reeducar el cerebro. De reeducar casi lo reeducable porque hablamos de un cerebro que ha estado evolucionando muy lentamente durante miles de años, y cambiar eso…

Pero el comienzo del cambio, que es posible, comienza entendiendo que los parámetros que rigen el buen trading interfieren notablemente con los que necesitamos para la vida cotidiana.

¿Es posible, sino erradicarlos, cambiar el chip cuando estamos operando?

El poder está en la mente

Categorías
Trading

La aleatoriedad de un sistema de trading

Lo primero que tiene que entender un trader a la hora de iniciarse en el mundo del trading es que aquí no hay certezas.

Que no haya certezas significa que las cotizaciones no se pueden predecir.

Basándonos en esta afirmación podemos distinguir 2 tipos de traders:

  1. Los que se dedican a adivinar lo que va a pasar.
  2.  Los que se dedican a buscar el sistema automático de trading perfecto que arroje un porcentaje de acierto del 100% en cada una de sus entradas a mercado.

El primer tipo de trader tiene que tener en cuenta que en el trading la bola de cristal no funciona, está inhibida.

Esto le valdrá:

  • en primer lugar para no tratar de hacer cábalas sobre lo que puede suceder en los mercados.
  • en segundo lugar para no seguir a los gurus a los que, desgraciadamente para ellos, tampoco les funciona la bola.

Por supuesto que no es lo mismo preguntar sobre la posible evolución del mercado a tu vecino que a un trader experimentado.

Lo único que les separa es la probabilidad de que el segundo tenga un porcentaje de acierto más elevado porque controla o tiene más y mejor información sobre ciertas variables que el primero no tiene.

Para el segundo tipo de trader decirles que está muy bien el que estudien que tal o cual figura se repite en un gráfico (patrón) un determinado número de veces, lo cual le dará un porcentaje X de probabilidades de que dicho patrón se repita nuevamente en el futuro.

(Estoy nuevamente hablando de probabilidad y no de certeza).

Por lo tanto, con esta afirmación se entenderá el uso de stoploss en cada una de las operaciones en las que abrimos una posición, básicamente porque no hay certeza de que dicho patrón se vaya a repetir nuevamente en esa ocasión.

Con esta acción lo que conseguimos es limitar las pérdidas cuando estamos equivocados y aprovecharnos de las ganancias cuando estamos en lo cierto.

Hasta aquí todo bien y de acuerdo con aquellos traders que creen en las probabilidades de un sistema de trading automático, pero sólo eso, de acuerdo con los que creen que un sistema arrojará únicamente un porcentaje de acierto.

Pero en total desacuerdo con los que buscan el Santo Grial, llámese a los que buscan el sistema automático de trading con un porcentaje de acierto del 100%.

Por lo tanto, un sistema de trading automático nos arrojará un porcentaje de acierto determinado siempre que no rompamos la disciplina y entremos a mercado todas las veces que dicho sistema nos lo indique, sino ya no arrojará el mismo % de acierto, y por supuesto, dejará de ser automático.

Por tanto, se concluye que hay 2 clases de traders:

  1. Sistemático
  2. Discrecional

Y ambos estarán siempre sujetos a un porcentaje de acierto.

El sistemático por la fiabilidad de porcentaje de acierto del sistema creado.

El discrecional por la fiabilidad de sus cábalas basadas en la experiencia de situaciones ya vividas.

Como he dicho, ambos tienen un % de probabilidades de acierto pero el primero será totalmente rígido de decisiones mientras que el segundo (por eso se le llama discrecional) podrá decidir variar el rumbo de su inversión o especulación según el devenir del mercado en el momento presente.

Con esto quiero decir que el trader sistemático verá como su sistema tarda demasiado en reaccionar frente a situaciones repentinas del mercado (bajo el peligro de alterar el porcentaje de acierto del sistema si lo hace (si el propio trader lo varía haciendo caso omiso al sistema)), mientras que el discrecional sí tendrá la posibilidad de cambiar de inmediato la dirección de la operación abierta en el caso que vea que su decisión está equivocada o porque ha variado la perspectiva que hasta ese momento tenía del mercado.

Así que, de nuevo, corroboro que el trader discrecional es el que se lleva o el que tiene más probabilidades de llevarse el dinero del mercado.

Categorías
Trading

Adaptando tu tiempo al mercado

No todos los traders que operan en los mercados tienen el mismo tiempo para estar pendientes de ellos o tampoco quieren estarlo.

Hay traders que se dedican a tiempo completo, otros lo comparten con su trabajo habitual y otros operan un par de horas al día.

Hay mercado para todos.

Lo bueno que tiene es que las oportunidades están disponibles en todas las franjas temporales.

Esta oportunidad la brindan tanto los gráficos como los catalizadores:

LOS GRÁFICOS: debido a que un gráfico podemos observarlo en diferentes Time Frames puede ser adaptado perfectamente a nuestro tiempo disponible.

Si sólo operas dos horas al día tendrás que elegir un mercado que esté abierto en esa franja horaria y después operar en gráficos de 5 minutos como mucho, ya que un TF más grande, en 2 horas sólo originaría unas cuantas velas que no te permitirían leer acertadamente el mercado.

Por supuesto que lo dicho es a grosso modo porque operar en un espacio temporal tan corto implica otros aspectos más minuciosos como por ejemplo tener que operar con gran cantidad de lotes si se quiere tener la oportunidad de sacar unos ingresos dignos.

Con esto quiero decir que si operas con 1 minilote, teniendo 2 horas para ello, como comprenderás mucho dinero no vas a hacer. Lo más seguro es que en vez de esperar la oportunidad vayas a su encuentro provocándola o imaginándotela, con lo cual sobreoperarás.

Si ya tienes media jornada para operar, el asunto se va poniendo mejor, tanto para observar al mercado sin la susodicha sobreoperación como para poder esperar mejores oportunidades.

Qué decir de Time Frames más amplios. Si operas en gráficos diarios sólo necesitarás observar el mercado en el que estás operando, una vez al día. Y si ya operas en gráficos semanales te valdrá seguir tus operaciones el fin de semana.

Por lo tanto, no hay escusa para no operar correctamente si sabes adaptar el tiempo al disponible por cada uno.

Y no voy a decir que operar de una manera sea mejor que la otra ya que hay expertos en todos los ejemplos.

CATALIZADORES: mas de lo mismo. Tienes datos económicos intradía, si eso es lo que quieres operar, y tienes noticias que suelen proporcionar las reuniones de los Bancos Centrales, por ejemplo, una vez al mes.

Finalmente, lo que tienes que tener claro es que no hace falta estar «quemándose» las pestañas para obtener dinero del mercado.

Como se suele decir «tienes que saber apartar los árboles que no te dejan ver el bosque».

La especulación te da toda la libertad que tu quieras tener por eso es el mejor oficio del mundo.

Categorías
Trading

Si pudieses…

  • Si pudieses correr a 50 km/hora correrías a esa velocidad.
  • Si pudieses ir a la velocidad del sonido, lo harías.
  • Si pudieses ir a la velocidad de la luz, no lo pensarías.
  • Si pudieses operar en gráficos de una milésima de segundo lo harías.
  • Si pudieses saber las noticias en décimas de segundo aceptarías.
  • Si pudieses tener 100 pantallas con un mercado en cada una de ellas estarías muy ilusionado.
  • Si pudieses abrir 2.000 operaciones cada día lo harías.
  • Si pudieses ir a todos los cursos de trading asistirías.
  • Si pudieses leer todos los libros de trading lo harías.

Más rápido y más cantidad no es mejor ni es mayor calidad.