2 pros y 2 contras de operar en un sólo lado del mercado

Uno de los paradigmas que me he encontrado en la búsqueda de la simplicidad máxima en el trading ha sido el dilema de si era conveniente también simplificar y elegir exclusivamente uno de los 2 lados del mercado para operar.

Como es lógico en todos los casos, me he encontrado con una serie de pros y de contras.

PROS:

  • Uno de los mayores inconvenientes de operar tanto al alza como a la baja es que las señales interfieren entre si. Verás señales alcistas cuando estés operando a la baja y viceversa. Y una de las consecuencias principales de ello es que no serás, por este motivo, capaz de dejar correr las ganancias.

Lo verás mejor en el siguiente gráfico:

trading

 

Si estás operando en ambos lados y en este caso, al alza, seguramente cuando la cotización llegue a la linea de resistencia (punto A) te entren las ganas de entrar corto a la contra. De esta manera cortarás las ganancias por no seguir la tendencia, a parte de tener que salir con pérdidas. Si sólo operases al alza esto no te ocurriría ya que desecharías la mayoría de las señales bajistas.

  • Otro de los pros es que si operas en un sólo lado, además de acortar el tiempo de tu aprendizaje a la mitad, acostumbrarás a tu ojo o subconsciente a identificar perfectamente las señales propias del lado en el que elijas operar.
    Renunciar a uno de los lados te hace más perfecto a la hora de interpretar las señales del mismo pero no por eso renunciarás totalmente al otro ya que inconscientemente lo estarás practicando puesto que interpretar las salidas del lado que has elegido es interpretar las entradas del otro lado.

CONTRAS:

  • Si sólo operas en un lado del mercado te encontrarás con que dejarás de ganar dinero en ambos. Tengo oído, y es lógico, que un buen trader es aquel que es capaz de sacarle dinero a ambos lados, tanto en el alcista como en el bajista, pero como no es una ley, lo que manda es que seas capaz de sacar dinero sea como sea.
    Por tanto, queda sentado que operando en un sólo lado renunciarás a ganar dinero en uno de ellos.

Aquí yo pondría un matiz. En el trading, más que en ningún otro oficio, manda la flexibilidad por lo que tampoco es cuestión de renunciar a oportunidades alcistas como la que se vio cuando el BOJ quiso elevar la inflación de la economía japonesa al 2%, devaluando el Yen. Está claro que aunque apoyemos a un lado en un 99% siempre dejaremos el restante 1% para oportunidades del lado contrario en las que las probabilidades de salir victorioso sean del 100%.

Con esto quiero decir que hay que seguir la reglas pero saber también cuando es el momento de romperlas.

  • Otro de los contras viene del lado psicológico. Es muy pero que muy difícil por no decir casi imposible ser capaz de dejar pasar una oportunidad que se da en el lado opuesto al que sueles operar. Aquí manda la disciplina y si has elegido un lado vas a operar sólo en ese lado y si no ocurre una oportunidad como la explicada en el párrafo anterior no debes entrar, sino más te vale seguir operando en ambos lados.

Una vez que tomas una decisión lo peor es mantenerte en el medio, debes aceptarla con todas las consecuencias. Disciplina férrea es el estandarte de un buen trader.

De todas maneras tienes algo a tu favor para poder superar el ansia de tener que operar en ambos lados a la vez. Si sueles hacer operaciones en bolsa, materias primas y divisas sabrás que siempre encontrarás un mercado que se mueva al alza o a la baja.

Decidirte a operar al alza o a la baja tiene que ser una decisión que debes sopesar seriamente si aun no has sido capaz de ganar dinero operando en ambos sentidos.